Un nuevo año va iniciando y el propósito de muchas personas es bajar de peso, sin embargo, nuevas investigaciones muestran que no solo se necesita hacer ejercicio para lograr este objetivo.

Realizar actividad física es muy importante para tener una buena salud y claro que hacer ejercicio es clave para poder bajar de peso, pero no lo es todo en este proceso.

Para aprender más de...¿Cómo reducir la presión arterial alta?

No solo con medicina:
Reducir la presión arterial no solo se puede lograr con medicamentos, de hecho, es mejor si modificas tu estilo de vida e incorporas hábitos saludables a tu rutina diaria pues de hacerlo no será necesaria la toma de medicamentos para controlar tu presión arterial.
Cambia tu dieta:
Para reducir la presión arterial lo mejor es incluir en tu dieta granos enteros, frutas y vegetales y lácteos con grasa reducida. También busca comer alimentos bajos en grasa y colesterol, incluye carnes magras, pescado, aves y nueces. Evita las bebidas azucaradas, carnes rojas y dulces.
Pierde el peso extra:
Perder los kilos extra hace maravillas para controlar la presión arterial. Para lograr bajar de peso, modifica tu dieta y haz ejercicio. Realiza por lo menos 150 minutos de actividad física a la semana, haz ejercicios aeróbicos como ciclismo, caminata, natación y baile.
Ojo con la sal:
El exceso de sal altera tu presión arterial, tu consumo deberá ser máximo 1.5 gramos al día. Pero recuerda que no solo debes cuidar cuánta sal le echas a tu comida, sino que también alimentos como botanas, sopas y comidas procesadas.
El potasio es tu aliado:
Las personas con bajos niveles de potasio son más propensas a tener niveles altos de presión arterial. El consumo ideal de este nutriente es de 3 a 3.5 gramos al día; los plátanos, las espinacas, las alubias, las papas, las naranjas, el yogur y el camote son alimentos ricos en potasio.
Reduce el estrés:
El estrés es un factor importante en la aparición de muchas enfermedades, entre ellas la hipertensión. Por eso, busca formas de afrontar el estrés, como la meditación, el yoga o el ejercicio en general. Busca un espacio en el día para relajarte y hacer cosas que te gusten y te distraigan de los pensamientos negativos.

No solo se necesita hacer ejercicio para bajar de peso

El primer paso cuando se quiere bajar de peso es adoptar un régimen intensivo de ejercicio que promete resultados a corto plazo, ya sea en un gimnasio o por cuenta propia. Sin embargo, esta receta no funciona para todos porque las calorías gastadas a través de la actividad física no necesariamente aumenta la cantidad de calorías totales pérdidas por el cuerpo, según un nuevo estudio realizado por el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA).

El presidente del Grupo de Gestión de la base de datos del OIEA que registra las mediciones del gasto de energía diaria, uno de los autores del estudio, indicó que como mucha gente sospechaba debido a sus experiencias, las calorías que marca como gastadas la pantalla de un aparato de hacer ejercicio, como una caminadora o bicicleta, generalmente no se traducen en una pérdida de peso, señala en Noticias ONU.

“Cuando se empiezan programas de ejercicio para bajar de peso, la mayoría de la gente pierde un poco de peso, algunas personas pierden mucho, pero algunos desafortunados en realidad suben de peso”,

El estudio explica que en personas con un índice de masa corporal normal (entre 18.5 y 24.9), el cuerpo compensará las calorías quemadas durante el ejercicio en un 28 por ciento, con lo cual sólo el 72 por ciento de las calorías gastadas por la actividad física se perderán realmente a lo largo del día.

Esta proporción se vuelve más despiadada para quien quiere adelgazar a medida que aumenta la edad y el peso ya que con un índice de masa corporal más alto se perderá solamente el 51 por ciento de las calorías quemadas durante la actividad física.

(Foto: Especial)

Las personas obesas tienen más dificultad para adelgazar

El estudio también confirmó que las personas obesas tienen más dificultades para bajar de peso debido a la eficiencia de sus cuerpos para “retener la grasa ya almacenada”.

Pese a eso, la especialista del OIEA en nutrición y coautora del estudio, Alexia Alford, dijo que hacer ejercicio y ser más activo físicamente trae muchos beneficios para la salud.

Aunque dejó muy en claro que sólo hacer ejercicio no ayuda con la pérdida de peso, dijo que para ella es fundamental reducir las calorías ingeridas en los alimentos.

Así es que ya lo sabes, no solo se necesita hacer ejercicio para bajar de peso, también es fundamental que tengas una buena alimentación y otros buenos hábitos que te pueden ayudar en este proceso de adelgazar.

Sigue leyendo: Beneficios de beber café helado

(Con información de: Noticias ONU y MSN)