Los audífonos y su uso excesivo, sin ningún tipo de cuidado, puede generar daños importantes en la audición, pero no todo está perdido: existe una regla recomendada por expertos para cuidar tus oídos al usar los auriculares.

(foto: unsplash)

¿Los audífonos dañan la audición?

La exposición a ruidos fuertes y constantes, así como los altos niveles de música y el uso frecuente de audífonos, son causas de la pérdida de la audición temprana, incluso hasta 30 años antes de lo esperado, informa el doctor Juan Rosas Peña, del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Por su parte, la Subsecretaría de Prevención y Promoción de la Salud de México, comenta que se ha observado que debido al uso excesivo de audífonos se pueden presentar y generar diferentes problemas de salud, principalmente:

  • Tinnitus: Se escuchan zumbidos en los oídos de manera constante, prácticamente todo el tiempo.
  • Hipoacusia: derivado del volumen muy alto, la audición comienza a perderse de forma paulatina.

De hecho, es la presencia y percepción de zumbidos (en uno o ambos oídos), así como la dificultad para entender o identificar palabras al estar en una conversación, algunas de las primeras señales de que existe una pérdida progresiva de la audición.

(foto: unsplash)

La forma correcta de utilizar audífonos

Según explica el doctor Luis Lassaletta, presidente de la Comisión de Otología de la Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cáncer de Cabeza y Cuello, utilizar audífonos sí es posible, siempre y cuando se sigan ciertas recomendaciones.

Lo más importante, indica, es cuidar el volumen en que se escucha el contenido, pero también resulta relevante moderar el tiempo que se utiliza.

Para el experto, lo ideal para evitar daños en los oídos y una posible pérdida de la audición, es seguir una regla de 60-60, que consiste principalmente en utilizar los audífonos durante un máximo de 60 minutos al día, al 60% de volumen

(foto: unsplash)

Pero los audífonos también causarían infecciones

Manuel Mozota, miembro responsable del Grupo de Trabajo de Otorrinolaringología de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), explica que utilizar audífonos también puede incrementar el riesgo de infecciones.

Mozota informa que los audífonos pueden producir un trauma en el tímpano y el nervio auditivo por medio de las ondas sonoras, que dependerá de la intensidad y la duración con la que se use; sin embargo, estos objetos también pueden causar infecciones en el oído, por hongos o bacterias.

Este incremento en el riesgo de infecciones se debe a que los audífonos generan condiciones que, gradualmente se vuelven idóneas para el desarrollo y crecimiento de bacterias o u hongos, como:

  • Mala ventilación y falta de transpiración.
  • Humedad acumulada.
  • Suciedad acumulada y falta de asepsia (es decir, ausencia de gérmenes).


(Con información de: Secretaría de Salud, Infosalus, Instituto Mexicano del Seguro Social, Cuidate Plus.)