Mantener intacto el blanco de la ropa no es algo imposible y tampoco debe ser costoso: existen algunos trucos caseros que, además de ser accesibles y nada difíciles, te serán muy útiles para lavar la ropa y que quede blanca sin complicarte demasiado.

(foto: freepik)

¿Qué es lo más efectivo al blanquear la ropa?

Blanquear la ropa, ya sea para quitar manchas o retirar ese molesto “percudido” puede parecer toda una travesía complicada, pero la realidad es que no es algo imposible, e incluso se puede lograr con cosas que todos tenemos en el hogar.

Aún si parece sorprendente, existen tres cosas que destacan por ser muy efectivas a la hora de blanquear la ropa durante el lavado, que además tienen otras características que les vuelven la primera opción a elegir cuando de aclarar la ropa se trata, como:

  • No son agresivos con las prendas.
  • No contaminan el medio ambiente.
  • No representan un riesgo para la salud.

A continuación te explicamos los tres métodos más efectivos para lograr prendas impecablemente blancas:

Bicarbonato.

No es agresivo, pero sí muy versátil; y dentro de sus múltiples funciones está la de ser un potente blanqueador de ropa, que también puede suavizar y limpiar de malos olores.

Si utilizas bicarbonato, puedes hacerlo combinado con detergente (utilizando media taza en cada ciclo de lavado), o con otros productos, como el vinagre blanco e incluso el jugo de limón, aunque este último se recomienda solo para manchas más difíciles de sacar.

(foto: freepik)

Sol.

Utilizar la luz del sol es una de las estrategias más sencillas, económicas y eficientes que existen para blanquear la ropa

El sol puede ser un blanqueador muy potente, por lo que se recomienda que siempre que sea posible las prendas blancas sean expuestas al sol, de preferencia bien extendidas, para que la luz penetre por igual en la tela y el efecto aclarador sea parejo.

Vinagre blanco.

Además de ser blanqueador, tiene propiedades desinfectantes, por lo que al utilizarlo estarías eliminando manchas, virus y bacterias de la ropa blanca. Por si fuera poco, es muy útil para las personas que tienen alergias.

Puedes agregar media taza o una completa, al detergente que se utilizará para el ciclo de lavado, el cual se puede realizar de manera habitual, sin ningún tipo de proceso especial. En caso de que existan manchas muy notorias o grandes, puedes aplicar el vinagre blanco directamente sobre estas y dejar reposar antes de lavar.

(foto: freepik)

¿Qué otra cosa se puede utilizar?

Si alguno de los ya mencionados remedios llega a no ser tan funcional como quisieras, no debes asustarte, también existen otros productos que han demostrado ser igual de efectivos para combatir las manchas o quitar lo percudido de la ropa blanca.

Si bien estos no son extremadamente agresivos, lo recomendable es que siempre hagas una revisión de las características de la prenda y una pequeña prueba antes de utilizarlos para evitar daños importantes e irreversibles en la tela.

Otros 3 productos que son útiles para blanquear la ropa son:

  • Bórax: puedes diluir 1 o 2 cucharadas diluidas en agua.
  • Agua oxigenada: muy útil si remojas las prendas antes de lavarlas.
  • Jugo de limón: El jugo de dos limones, con algo de sal, añadido al detergente suele ser útil.

(foto: freepik)

Lo que debes evitar

Es necesario que al intentar blanquear tus prendas tengas cuidado con ciertos productos, ya que pueden dañar tu ropa, pero también tu salud si no son utilizados de manera adecuada.

Cloro y sus mezclas.

Además de que el cloro podría dañar la integridad de las prendas ya que es un producto químico muy fuerte, cuando este se mezcla con otros (como el alcohol o vinagre) genera reacciones químicas que propician la creación de gases tóxicos que pueden irritar o quemar la piel, los ojos y las vías respiratorias.

También pueden crear malestares como dolor de cabeza y dificultad para respirar, e incluso dañar la función respiratoria.

Mezclar la ropa.

Aunque parezca obvio, una de las mejores estrategias que existen para mantener el color blanco de la ropa es evitar mezclar la ropa al lavarlas; si esto se hace, las prendas blancos podrían irse impregnando restos de colorante que alguna ropa llega a soltar con cada lavada.

(Con información de: Enséñame de Ciencia, Mundo Deportivo, Teka España, El Español.)