La humedad del baño puede ocasionar que se genere sarro en las paredes y los azulejos, lo que confiere un aspecto percudido a ese espacio de tu hogar que debería lucir reluciente.

Si has intentado limpiar esa zona te habrás dado cuenta que tallarla no es suficiente. Por eso, te enseñamos un truco casero infalible con un ingrediente que seguro guardas en tu hogar y que te librará del sarro de una vez por todas.

¿Cómo limpiar los azulejos del baño fácilmente?

El bicarbonato de sodio es un producto consentido para limpiar múltiples espacios y objetos de nuestro hogar. Tiene propiedades antisépticas y fungicidas y ayuda a eliminar manchas, blanquear superficies y eliminar olores.

(Foto: Frrepik)

Por esas razones, es un excelente limpiador multiusos indispensable en tu hogar y si lo juntas con otro grande de la limpieza, como el vinagre, tendrás una acción poderosa. Te decimos cómo quitar el sarro y el aspecto percudido a los azulejos de tu baño.

Lo que vas a usar

  • Trapo limpio
  • Esponja
  • Bicarbonato
  • Vinagre
  • Agua

Hazlo de esta forma 

  1. Mezcla dos cucharadas de bicarbonato y agua
  2. Cuando se forme una pasta, ponla directamente en los azulejos y déjalo reposar por una hora
  3. Al cabo de 60 minutos, frota la pasta con la esponja y límpiala con un trapo seco o ligeramente húmedo
  4. Posteriormente, mezcla ¼ de taza de vinagre blanco con dos tazas de agua
  5. Humedece la esponja con la nueva mezcla, frota los azulejos suavemente y deja reposar por 10 minutos
  6. Después enjuaga los azulejos del baño con agua caliente y sécalos con un trapo húmedo

Al finalizar verás cómo queda reluciente tu baño. Así que ya sabes, el bicarbonato es tu mejor aliado para la limpieza de los azulejos del baño.

SIGUE LEYENDO:

(Con información de Ser Zen)