Si tu hijo aún cree en Santa, seguramente te has preguntado si es correcto contarle la verdad o si es mejor dejar que se entere solo; los psicólogos indican que esto dependerá de cada niño, aunque existen algunas señales y tips para saber cómo y a qué edad decirle la verdad sobre Santa Claus.

(foto: unsplash)

Todo dependerá de cada niño

Para contar la verdad, afirman los expertos, no existe una edad o un momento específico, ni una regla general que pueda aplicar para todos los niños, ya que cada uno es diferente, así como su madurez y su capacidad para comprender la verdad detrás de esta tradición.

Más allá de la edad en sí, indican que para que un niño comience a dejar de creer en Santa (si es que lo hacía), tiene mucho que ver la personalidad de cada niño, así como lo que les rodea, lo que escuchan o lo que ven, y las personas con las que se rodean.

Por esta razón, la conversación sobre si Santa Claus es real o no, dependerá de cada niño, lo que sí, agregan, es que es sumamente importante que aún si los niños se enteran de la verdad, se siga motivando la magia de esta festividad.

(foto: unsplash)

¿Cuándo podría ser bueno decirles?

Como ya hemos dicho, no existe una edad o momento específico para decirles a los niños la verdad sobre Santa Claus, ya que todos son diferentes, aunque según indican existen algunas señales que nos alertan de que quizá sea buen momento de hablar con ellos.

Estas señales que avisan de que los niños están listos y preparados para saber sobre Santa Claus, explican los expertos, pueden ser dos principales:

  • Ya han comenzado a preguntar e interesarse sobre el tema, quizás interrogando a sus padres o vocalizando las sospechas de que en realidad Santa no existe.
  • Han alcanzado una edad donde pueden entenderlo mejor, y aunque esto no es definitivo, estudios y especialistas aseguran que entre los 8 y 11 años ya pueden comprenderlo mejor.

Por lo general, es muy importante que estos dos factores se unan antes de tener la charla, pues puede ser menos difícil de entender si los niños no solo tienen curiosidad y sospechas, sino que además han logrado alcanzar cierta madurez y capacidad para lograr diferenciar entre fantasía y realidad.

(foto: unsplash)

¿Cómo debemos contarles la verdad?

Es muy relevante que, además de planear cuándo decirle, también tengamos planeado cómo decirles, ya que de esto dependerá que todo sea exitoso y que pueda ser menos difícil de entender para los niños.

Algunos consejos a tener en cuenta a la hora de tener la charla con los niños y confesarles sobre la realidad de Santa, para evitar que sea muy conflictivo son:

  • Escucha cómo se sienten respecto a la Navidad y Santa Claus, es importante que puedan decir y sacar todas sus dudas, incluso sus frustraciones al saber lo que sucedió.
  • Siempre debes ser honesto y natural al responder, procurando no ocultarles nada, pero teniendo cierto tacto.
  • Cuenta la historia original de Santa Claus, informándoles y haciéndoles entender que este personaje en realidad está inspirado en una persona real, que tenía otro significado.
  • Explicarles la razón de esta “mentira” siempre es muy importante, ya que es común que los niños puedan sentirse traicionados tras esta revelación.
  • También explícales la verdad de forma lógica y razonable, como que es imposible que una persona recorra el mundo volando en un trineo jalado por renos.
  • Hazles saber que ahora es parte del grupo de mayores.
  • Responde todas sus preguntas según surjan, y no límites la información que pueden recibir. 

(Con información de: Bebés y Más, Sipse, Guía Infantil, Menudos peques.)