Tener una relación estable y sólida es el propósito de muchos, pero conseguirlo no es tan fácil como decirlo pues aunque todo parezca un sueño, hay partes de estar en una relación más difíciles y que son todo un reto. Te decimos de qué se trata.

Empezar a salir con alguien es muy emocionante, todo es nuevo y las mariposas en el estómago están al cien.

Sin embargo, conforme se consolida la relación, permanecer enamorado empieza a ser más difícil, pues todas las relaciones requieren de un trabajo y hay un camino que a veces puede ser complejo para mantener un vínculo duradero y significativo.

Lo más difícil de estar en una relación, según expertos 

No todo en una relación es color rosa, hay aspectos que pueden ser complicados y que hay que aprender a lidiar para que el vínculo se fortalezca, desde problemas de comunicación hasta encontrar tiempo a solas, toma nota:

(Foto: pexels) 

  • Definir la relación

Encontrar pareja en las aplicaciones de citas o por medio de redes sociales es una ventaja, pero también puede complicar definir si tienen una relación o solo salen casualmente. 

Al respecto, la experta en citas Hayley Quinn, detalla que uno de los mayores problemas de las relaciones modernas es que no sabemos cuándo salir con alguien se convierte en una relación comprometida. 

Tener esa conversación es difícil, pero según la experta, puede ayudar escuchar lo que la otra persona opina sobre el compromiso y no creer que podemos cambiar su opinión.

Si quieres una relación comprometida, enfócate en salir con personas que compartan los mismos valores que tú en torno a ello.

  • Problemas de comunicación 

Las discusiones suelen darse por una falta de comunicación entre la pareja, sobre todo si alguno siente que el otro no lo escucha.

Por ello, es importante que se dediquen tiempo para hablar y escuchar lo que la otra persona dice, sin culpar o acusar, más bien siendo respetuoso y abierto a los sentimientos y necesidades de la pareja.

(Foto: pexels) 

  • Falta de intimidad

 La sequía en la alcoba es otro de los aspectos más difíciles de una relación y puede desencadenar otras complicaciones. 

Cuando hay falta de intimidad, se reduce la producción de oxitocina, la famosa hormona del amor, que favorece la confianza entre la pareja y los acerca más. 

  • Discutir de forma incorrecta 

Toda relación tiene sus desacuerdos, es normal, pero la forma en que discutes es importante para no dañar el vínculo. 

Por ello, es importante poner atención en la capacidad de seguir adelante tras un desacuerdo. Según Quinn, esto implicaría que, por ejemplo, abraces a tu pareja después de una discusión en lugar de irte a dormir al sillón enojado.

Es decir, no hay que arrastrar los problemas de una discusión y mejor, llegar a acuerdos sobre los hábitos que nos molestan de la pareja.

  • Encontrar tiempo a solas 

Cuando llevas mucho tiempo en una relación, es común que el trabajo y los pendientes del hogar se vuelvan una prioridad y tengas cada vez menos tiempo con tu pareja

Sin embargo, dejar que ocurra y que incluso lleguemos a un punto donde simplemente dormimos con la pareja o estamos sentados juntos frente al televisor sin compartir nada, es dañino para la relación

(Foto: pexels) 

Salgan a caminar juntos, construyan un rompecabezas, desayunen sin tener los teléfonos cerca o salgan a una cita a cenar.

Superar lo más difícil de estar en una relación no es imposible, pero deben trabajar juntos para mantener el vínculo y hacerlo más fuerte con el tiempo.

(Con información de The Independent, Infobae)