La zanahoria es un tubérculo que muchos dicen, es el perfecto alimento saludable. Es delicioso, crujiente, versátil y muy nutritivo. Las zanahorias son una gran fuente de betacarotenos, fibra, vitamina K, potasio y antioxidantes.

Su color naranja se debe a los carotenos que le dan un color naranja y rojo a distintas frutas y verduras. Los carotenos se convierten en vitamina A en el cuerpo, la cual es esencial para funciones como le regeneración de células y tejidos, así como la estimulación del sistema inmune.

Las zanahorias son un alimento reconocido a nivel mundial por su gran versatilidad, ya que pueden comerse crudas, cocida, fritas, al vapor, entera o triturada, con sal y limón o como ingrediente de un postre.

Pero. ¿realmente sabes cuáles son los beneficios de la zanahoria? Te los contamos.

¿Qué pasa si comes una zanahoria todos los días? 

Dos zanahorias crudas de tamaño mediano contienen:

  • 41 calorías
  • 88% de agua
  • 0.9 gramos de proteína
  • 9.6 gramos de carbohidratos
  • 4.7 gramos de azúcar
  • 2.8 gramos de fibra
  • 0.2 gramos de grasa

(Foto: Pixabay)

Las zanahorias son un alimento con un bajo índice glicémico, que es una medición que determina qué tan rápido un alimento eleve el azúcar en la sangre después de una comida. Comer alimentos con un bajo índice glicémico tiene muchos beneficios para la salud y es considerado especialmente benéfico para personas con diabetes.

La zanahoria contiene distintas vitaminas y minerales que son importantes para un buen funcionamiento del cuerpo humano.

  • Vitamina A: Las zanahorias son ricas en betacaroteno, que se convierte en vitamina A en el cuerpo, la cual promueve una buena visión y es importante para el crecimiento, el desarrollo y la función inmune.
  • Biotina: Es una vitamina importante para la metabolización de la grasa y las proteínas
  • Vitamina K: Es importante para la coagulación de la sangre y la salud de los huesos, además de que fortalece el cabello y las uñas
  • Potasio: Es un mineral importante para el control de la presión arterial
  • Fósforo: Es un mineral que ayuda al cerebro

Por su contenido en fibra es un alimento que combate el estreñimiento y ayuda con malestares estomacales, especialmente a contrarrestar el exceso de acidez en el cuerpo

Consumir zanahorias y otros alimentos con betacarotenos ayuda a cuidar de los ojos y a retrasar la aparición de las cataratas y a combatir el ojo seco y la conjuntivitis.

La zanahoria puede ayudar a mejorar la producción de melanina y se dice que puede darle una apariencia de bronceado a la piel. Sin embargo, para lograrlo ésta se debe consumir cruda y no en jugos, ya que la ingesta excesiva puede causar pigmentación de la piel.

La zanahoria contiene flúor, por lo que es un alimento que cuida de los dientes, las encías, el esmalte dental y protege contra las caries.

SIGUE LEYENDO:

(Con información de El Poder del Consumidor, Healthline)