Cookies
Este sitio web utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia. Aviso de privacidad
Vida sana
Soy mamá
Familia
Especialidades
Herramientas


© 2022 Todos los derechos reservados. Grupo La Silla Rota. PUBLICACIONES COMUNITARIAS S.A. de C.V.

5 beneficios de los diarios emocionales

Identificar nuestras emociones puede ser de utilidad para conocernos y saber cómo actuar; conoce los beneficios de los diarios emocionales

NEKANE CASTILLOMay 13, 2022 
Tiempo de lectura: 6 mins.
Llevar un registro de nuestras emociones nos puede ayudar a identificarlas más fácil (foto: unsplash)

Lo + leído

En la actualidad, los psicólogos consideran que debido a los tiempos en los que vivimos, principalmente con la pandemia, la sociedad ha tendido a desconectarse de sus emociones y vivir netamente de la lógica. Por ello, te diremos la importancia de llevar un diario de emociones

Los terapeutas ofrecen una opción que nos da la oportunidad de reconectarnos con nosotros mismos: los diarios emocionales o diarios de emociones.

Los diarios emocionales surgen de la idea de que una persona no puede vivir ajena a sus propios sentimientos o emociones pues, lejos de ser algo bueno, nos podría traer consecuencias negativas, como la falta de habilidad para identificar nuestras emociones y nos anula la posibilidad de saber cómo actuar en determinados momentos.

Si alguna vez has experimentado "un algo", "un no sé qué" en el cuerpo que no sabes cómo identificar, o te gustaría saber cómo reaccionar dependiendo de cómo te sientes, quizás un diario de emociones sea una excelente opción para ti.

(foto: unsplash)

Un diario de emociones

Una de las actividades que más disfrutan los niños durante la infancia es escribir un diario, donde día por día escriben lo que más les ha emocionado, sus deseos, sus esperanzas, sus sueños, e incluso uno que otro secretillo que no podrían confiar a nadie más.

Así pues, los niños crean un espacio seguro de desahogo y autoconocimiento en una libreta, y es eso mismo lo que un diario emocional busca recrear.

La intención de esta actividad es que puedas plasmar en palabras, a modo de registro diario, lo que te ha acontecido en el día, qué has sentido físicamente ante eso, qué reacción te ha causado, y cómo has reaccionado, así como la emoción que crees o sepas que has experimentado.

Es una técnica que permite la apertura y aceptación de nuestras emociones, de nuestros pensamientos y de nosotros mismos, en un espacio seguro, hecho por y para nosotros, que pueden aligerar el peso con el que carga nuestra mente.

(foto: unsplash)

Beneficios de los diarios emocionales

  1. Permiten autoconocerte. Conforme vayas realizando tu registro, podrás ir dándote una idea de quién eres, con todo lo que te hacen ser tú. Esto podrá mejorar tu autoestima y la percepción de tu persona.
  2. Ayuda a que aprendas a identificar tus emociones. Una de las razones más frecuentes para iniciar un diario emocional es justo esto. En un mundo donde poco tiempo tenemos para reflexionar sobre nosotros, no es de sorprender que no sepamos diferenciar muchas de nuestras emociones, entendiendo las reacciones de nuestro cuerpo.
  3. Brinda la oportunidad de que detectes qué cosas te resultan agradables o desagradables. Esto es parte de conocerte, y si en ocasiones has tenido problemas para saber exactamente qué te molesta (o qué te alegra), llevar un registro te puede ayudar.
  4. Permiten saber cómo actuar. Y que logres entender o corregir reacciones que no te gustan, ya que evitarás las que no te gusten al momento de reflexionar.
  5. Beneficia tu estado de ánimo. El que tengas un espacio de desahogo, reflexión e introspección, te servirá para aliviar el estrés y las preocupaciones.

(foto: unsplash)

Cómo hacer un diario emocional

  • Debes elegir un medio para realizar tu registro. Puede ser digital (el móvil, una pc,...) o en una libreta, que para algunos es el mejor método, pues la escritura a mano permite que las palabras fluyan y estimula la creatividad.

  • Si al inicio te cuesta trabajo saber qué escribir, puedes iniciar con una pequeña tabla que incluya: qué sentiste en el cuerpo (dolor, ganas de llorar, sudoración), en qué situación se dio, qué hiciste para desahogarlo/remediarlo, qué emoción es, qué pensaste al respecto.

  • No olvides incluir la fecha, y si lo recuerdas, también la hora.

  • Puedes hacer registro de varias emociones en un mismo día. Somos seres cambiantes, nuestras emociones también; no te sientas mal por registrar más de una emoción.

  • Cada cierto tiempo (cada semana, cada mes,...) haz un análisis de todo y saca tus propias conclusiones, buscando qué hacer para mejorar.

(foto: unsplash)

Consejos extra 

  • Utiliza una sola libreta o cuaderno. Se ha visto que la conexión que tengas con esta será importante, por lo que procura elegir una que te sea agradable (forma, tamaño, hojas, etc).

  • Elige una hora específica para escribir. Ya sea que elijas llevar tu diario a todos lados contigo y escribir siempre que detectes una emoción, o que escribas al final del día, lo importante es que mantengas constancia, para que se vuelva rutina y te sea menos difícil.

  • Permite que tu creatividad fluya. Puedes escribir y describir como gustes, no es necesario usar palabras sencillas o cuadradas. Puedes utilizar decoraciones, dibujos, o cualquier cosa que te guste y te ayude a expresarte.

  • No tienes que hacerlo igual todos los días. No todos los días debes realizar una tabla, tampoco debes hacerlo siempre como un texto de tres páginas; puedes variar, y eso está bien.

  • No te presiones. Seguramente al inicio te será un poco difícil, pero no desesperes, con el paso del tiempo irás notando mejoras y avances al realizarlo.

(Con información de: Psicología-Online, El Periódico, Somos Inteligencia Emocional.)

 

 

Valora este artículo

¿Quieres hacer una corrección? Envia tu corrección

Lo + leído

Últimas noticias

El editor recomienda