Si piensas que el coronavirus descansa una vez que mata, estás equivocado. Mucho se ha platicado sobre la infección y los síntomas que se siguen presentando semanas después, pero ahora se descubrió que los cadáveres pueden seguir contagiando a las personas que se encuentran a su alrededor.

Investigadores de la Universidad de Tokio y la Universidad de Chiba encontraron que, si la persona falleció por coronavirus, puede seguir afectando a los que se encuentran en el mismo lugar, por lo que también los embalsamadores y sepulteros deben mantener la sana distancia con los cadáveres.

Es importante resaltar que los especialistas del National Institute of Allergy and Infectious Diseases (NIAID) de Estados Unidos ya habían encontrado presencia del virus en todo el cuerpo de personas muertas por covid-19 y se descubrió que la infección puede durar hasta meses en el cuerpo de las personas.

¿Por qué te puede contagiar un cadáver?

Los elementos del NIAID dicen que hallaron fragmentos de ARN viral en 79 de 85 ubicaciones del cuerpo de las personas muertas que fueron analizadas en su estudio.

Ellos sí usaron cuerpos humanos, pero no examinaron si los cadáveres podían seguir propagando el coronavirus o no… y los expertos de Japón sí.

La investigación de los especialistas japoneses apunta que el contagio de coronavirus puede darse por medio de los gases post mortem, aunque ellos usaron el cadáver de un pequeño hámster para probar su teoría. Todavía no está revisada por pares.

Esto puede parecer sacado de una película de terror, pero el hecho de que los muertos puedan contagiar y posiblemente hasta matar no significa que no se haya encontrado una solución al problema.

De acuerdo con los expertos, tapar la faringe, las fosas nasales y el recto, o embalsamar el cuerpo puede prevenir la transmisión cadavérica del coronavirus.

“Nuestros hallazgos indican que la protección contra la infección es fundamental cuando se manipulan cadáveres infectados y que es de gran relevancia el cuidado adecuado de los cadáveres que están infectados con coronavirus”, escriben.

Es importante también recordar que algunos de los riesgos de factores de riesgo para el contagio de coronavirus son:

  • Presencia de barreras físicas para aplicar las medidas básicas de higiene
  • Necesidad de tocar objetos, superficies y dispositivos para apoyarse, desplazarse o moverse
  • Incapacidad de guardar la sana distancia cuando requieren que otras personas les apoyen para realizar sus actividades cotidianas
  • Falta de información clara y en formatos accesibles para saber lo que deben hacer para no contagiarse