Llegas a tu cocina y ves que tu pan favorito lo abandonaste durante algunos días y ya tiene una mancha extraña, ¿se pueden o no comer alimentos con moho? A continuación te lo decimos.

Hay muchas personas que piensan que quitando el pedazo de mancha, el resto de la comida se puede comer sin problema, pero ¿esto es cierto?

Para aprender más de...8 señales del cuerpo que pueden indicar una enfermedad autoinmune

¿Por qué se produce una enfermedad autoinmune?
El sistema inmune tiene la función de combatir las enfermedades y curar el cuerpo. A veces, éste no funciona bien porque es débil, poco activo, hiperactivo o ataca al cuerpo por error. Los problemas en el sistema inmune causan síntomas, reacciones alérgicas o enfermedades persistentes, aquí te decimos cuáles son.
1- Ojos secos o arenosos
Los ojos muy secos pueden ser un signo de problemas del sistema inmunitario. En el síndrome de Sjögren, el sistema inmunitario seca las lágrimas que mantienen húmedos los ojos. Los ojos están secos, enrojecidos y pueden sentirse como si tuvieran arena. Puedes desarrollar una visión borrosa o incluso dañar la córnea.
2- Depresión
La depresión puede ser un signo de problemas del sistema inmune. Un sistema inmunitario defectuoso puede enviar al cerebro unas células inflamatorias llamadas citoquinas. Éstas reducen los niveles de sustancias químicas, como la serotonina, que levantan el ánimo.
3- Sarpullido
La erupción con picor del eczema es una reacción inflamatoria que significa que el sistema inmune está hiperactivo. La psoriasis y la artritis psoriásica son enfermedades relacionadas con un sistema inmunitario defectuoso que ataca a las células de tu propia piel con inflamación. Esto puede causar manchas rojas, escamosas y dolorosas llamadas placas.
(Foto: Enochlau, Rash, CC BY-SA 3.0)
4- Problemas estomacales o intestinales
Los síntomas estomacales e intestinales pueden ser señales de un problema inmunológico. La diarrea, el dolor de vientre, la hinchazón y la pérdida de peso son síntomas de la enfermedad de Crohn, la colitis ulcerosa o la enfermedad celíaca, que son enfermedades inmunitarias.
5- Manos y pies fríos
En el fenómeno de Raynaud, padecimiento del sistema inmune, el flujo sanguíneo de las manos y los pies puede disminuir con las bajas temperaturas, lo que hace que la piel se sienta fría y cambie a un color azulado. Las manos y los pies fríos pueden significar que la glándula tiroidea es poco activa debido al sistema inmunitario.
6- Pérdida de cabello
Un sistema inmune defectuoso puede atacar el cabello desde la raíz y dañarlo, provocando enfermedades como la alopecia o la psoriasis en el cuero cabelludo. El pelo puede caerse en pequeños parches en la cabeza o en cualquier parte del cuerpo.
7- Sensibilidad al sol
Los problemas del sistema inmune pueden causar sensibilidad a la luz solar. Con el lupus, una enfermedad autoinmune, una breve exposición al sol puede causar quemaduras y un brote de todos los síntomas del lupus.
8- Dolor articular
El dolor repentino de las articulaciones, así como la hinchazón y la rigidez son síntomas de la artritis reumatoide, una enfermedad autoinmune en la que el cuerpo inflama el tejido que recubre las articulaciones.

¿Se pueden o no comer alimentos con moho?

Cuando un alimento se infecta con alguna mancha, se trata de hongos, mejor conocidos como moho, los cuales son organismos microscópicos que viven en la materia animal o vegetal.

El moho ayuda en la descomposición de la materia muerta y a reciclar los nutrientes del medio ambiente. Se encuentra presente prácticamente en todas partes y puede crecer en materia orgánica como el suelo, los alimentos y la materia vegetal.

Es común que las personas corten la parte con moho de un alimento para poder comerla, pero esto no se debe de hacer.

Aunque retires el moho, quitando y no comiéndote la parte que se ve afectada, el hongo puede colonizar las áreas anexas, incluso puede llegar a las partes más profundas sin que tu te des cuenta.

(Foto: Freepik)

¿Qué alimentos si podrías cortarles el pedazo afectado y comerlos?

Hay algunos alimentos a los que sí podrías quitarles la parte afectada y comer el resto, esto solo lo puedes hacer en comida dura y con poco contenido de agua:

  • Jamón serrano y embutidos curados
  • Quesos duros
  • Frutas y verduras turgentes como la zanahoria o el pimiento.

La Organización de Consumidores y Usuarios señala que los alimentos antes mencionados si se pueden comer si les retiras la parte afectada, pero el resto es preferible tirarlos.

¿Qué pasa si comes moho?

Comer accidentalmente el moho puede ser peligroso, porque algunas especies generan toxinas naturales y de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud estas pueden tener efectos negativos en la salud.

El moho también puede contener bacterias patógenas perjudiciales. Puede causar problemas digestivos, reacciones alérgicas como picor de ojos, irritación de garganta o dificultad respiratoria.

¿Cómo actuar en caso de comer moho?

La ingesta accidental de una mínima cantidad de moho en un momento puntual no suele generar problemas serios.

Si accidentalmente comes una pequeña cantidad de moho, observa las reacciones posibles, como enrojecimiento de la piel, picor de ojos, vómitos, diarreas, dificultad al respirar, malestar general, si esto sucede acude al médico lo antes posible para que se brinde un tratamiento necesario.

Si te das cuenta que el alimento que vas a consumir contiene moho, no debes de comerlo y lo preferible es que lo tires a la basura. En caso de que te lo metas a la boca y descubras que tiene moho por su sabor, realiza un enjuague bucal para eliminar los restos.

Sigue leyendo: ¿Cómo limpiar el inodoro sin usar químicos? 

(Con información de: OMS y Mundo deportivo)