Si conoces a una persona que estornude mucho y parezca afectada por la gripa cuando esté en la oficina, pero cuando salga se muestre sana y sin problemas, entonces puedes pensar que se trata de alguien con alergia al trabajo.

¿El trabajo entra como una causa de las alergias? Esto dicen los especialistas.

¿Existen las alergias al trabajo y la oficina?

Hay que recordar que las alergias son una respuesta exagerada del sistema inmune ante estímulos del medio ambiente que no representan un peligro para nuestra salud.

Se trata, básicamente, de una predisposición genética que hace que nuestro sistema inmune reaccione de manera agresiva contra estímulos ambientales y se expresan en todos los órganos y sistema.

Nuestro estilo de vida y la calidad del aire que respiramos tiene mucho que ver con nuestro riesgo de desarrollar alergias.

“Tiene mayor riesgo de alergias la persona que vive en la ciudad y está expuesta a contaminación. Si lleva un estilo de vida sedentario y con sobrepeso o tabaquismo, también tiene más riesgo", dijo el presidente del Colegio Mexicano de Pediatras Especialistas en Inmunología Clínica y Alergia, Francisco Javier Espinosa Rosales, para SuMedico.com en 2020.

Los California Head & Neck Specialists mencionan que la alergia al trabajo es real, pero no es que la persona sea alérgica a su labor, como tal, sino al espacio en el que se encuentra.

¿Por qué es esto? De acuerdo con los especialistas, la persona con alergia al trabajo y a la oficina puede estar reaccionando de esa manera a los irritantes presentes en el lugar de trabajo.

Este grupo de especialistas apunta que las alergias al polen, las hierbas y las plantas son bastante frecuentes, pero la persona también puede ser alérgica al polvo o el moho.

Dichos elementos alérgenos causantes de la alergia al trabajo pueden estar presentes durante la limpieza.