Sergio ‘Checo’ Pérez quedó tercero en el Gran Premio de Fórmula Uno de Estados Unidos y así sumó otro pódium en su historial, sin embargo, esta fue una de las carreras más difíciles del mexicano ya que se quedó sin agua para tomar y toda la carrera la corrió así, a continuación te diremos qué consecuencias pudo sufrir tras deshidratarse.

“No me sentía bien en la mañana, a partir de la vuelta 1 el sistema del agua no lo tuve toda la carrera, en la 20 estaba totalmente out (cansado), y fue durísima, estaba perdiendo fuerza en las piernas, las manos y era difícil mantenerme en pista en esos momentos”,

Es importante señalar que cada piloto cuenta con un sistema de hidratación dentro de su vehículo, el cual consta de una bolsa de agua con capacidad de 1.5 litros colocada en el respaldo de su asiento, desde donde, a través de una especie de popote conectado a su caso, beben durante la prueba.

¿Qué consecuencias pudo sufrir ‘Checo’ tras deshidratarse?

Según un estudio de la Universidad de Loughborough en Reino Unido y el European Hydration Institute, señala que un conductor con una hidratación insuficiente comete errores similares a los de alguien que tenga un nivel de 0.8 g/l de alcohol en sangre, el equivalente a tomar cuatro copas de vino.

Los errores más habituales son las frenadas demasiadas tardías, las salidas involuntarias del carril, ya sea hacia el centro de la vía o salirse de los carriles.

La deshidratación también causa fatiga

La falta de hidratación adelanta en un 50 por ciento la aparición de la fatiga, lo que supone una pérdida importante de la atención, y la concentración desciende casi un 30 por ciento.

Un conductor deshidratado debería parar a descansar y beber mucho antes que otro en condiciones normales. Además, la falta de líquidos provoca una condición más agresiva y una mayor brusquedad en las maniobras, según los datos obtenidos mediante un análisis. Para conocer los efectos de la falta de hidratación al volante, se realizaron varias pruebas neurológicas en simuladores de conducción.

Los resultados fueron claros: conducir deshidratado aumenta notablemente el riesgo en los viajes. En el análisis reveló que uno de cada tres conductores con falta de hidratación y cansancio invadió el carril contrario durante las pruebas.

(Foto: SChecoPerez)

¿Cómo saber que una persona está deshidratada?

La deshidratación ocurre cuando usas o pierdes más líquido del que ingieres, y tu cuerpo no tiene suficiente agua y otros fluidos para llevar a cabo sus funciones normales. Si no repones los fluidos que perdiste, te deshidrataras.

Cualquier persona puede deshidratarse, pero esta afección es especialmente peligrosa para los niños y los adultos mayores.

No siempre existe un indicador temprano confiable de la necesidad de agua del organismo. Muchas personas, en especial los adultos mayores, no sienten sed hasta que están deshidratados. Por eso es importante aumentar la ingesta de agua cuando hace calor o estás enfermo.

Los signos y síntomas de deshidratación también pueden variar según la edad, en adultos estos son los síntomas:

-Sed excesiva

-Micción menos frecuente

-Orina de color oscuro

-Fatiga

-Mareos

-Confusión

A pesar de que el mismo Sergio Pérez señaló que se sentía deshidratado, pudo terminar la carrera en tercer lugar, sin embargo, en ningún caso se recomienda manejar deshidratado.

Sigue leyendo: 5 formas en que la deshidratación afecta la vida sexual

(Con información de: Mayo Clinic, El Motor y Refrescate)