Existen muchos peinados en tendencia que lucen increíbles, pero poco se conoce sobre los efectos que podrían tener en la salud del cuero cabelludo y hasta en la columna. Esto es todo lo que tienes que saber sobre los peinados peligrosos.  

Es común que las celebridades impongan algún estilo de cabello y que rápidamente sus seguidores quieran imitarlo, sin conocer las consecuencias que pueden tener. 

Existen peinados que pueden ser un peligro y a continuación te decimos cuáles son.

Tendencias en peinados peligrosos 

Antes de querer imitar a alguna celebridad para estar a la moda, es importante que consideres los efectos de algunos peinados y tendencias en el cabello:

  • Trenzas boxeadoras

Se trata de trenzas que quedan muy ajustadas y pegadas a la cabeza, y aunque es un peinado muy cómodo, pueden resultar peligrosas.

(Foto: Pexels) 

Cuando quedan demasiado apretadas son un factor para la alopecia por tracción o la pérdida de cabello en zonas de la cabeza como la frente y las sienes. Además, al dejar el cuero cabelludo al descubierto, suponen un riesgo de quemaduras por el sol.

Se dice que hacer las trenzas con el pelo mojado es mejor porque tienen más agarre y las trenzas quedan uniformes, pero es lo peor que puedes hacer, ya que aumenta el riesgo de que el pelo se rompa y que además, se generen hongos en el cuero cabelludo. 

  • Pintarse el cabello de colores 

Sin duda este look es uno de los más originales y divertidos, pero debes tener cuidado, pues requiere de estar cinco o más horas con químicos en la cabeza

Como consecuencia, se generan molestias como ardor, comezón, pérdida y deshidratación del pelo. Con el tiempo, incluso puede hacer que se pierda cerca de la mitad de la cantidad de cabello que se tenía.

Otra desventaja es que es caro mantenerlo lindo, pues se requiere de champús especiales y tratamientos para que se conserve el color.

  • Corte de figuras en la cabeza  

Famosos como Cristiano Ronaldo y Ricky Martin pusieron de moda este peinado para caballeros y aunque se ve muy original, lo cierto es que puede ser motivo de cortaduras en el cuero cabelludo, especialmente si no acudimos con un experto que sepa la técnica correcta para hacerlo. 

  • Coletas altas y apretadas 

Un look que la cantante Ariana Grande impuso pero que, si se usa con frecuencia, puede causar dolores de cabeza intensos, además de alopecia por tracción.

Lo mejor es usarlas de manera que sean cómodas, un poco flojas y que no queden muy pesadas. Puede ayudar dejar caer el cabello en nuestro hombro hacia adelante, para que todo el peso no recaiga en la cabeza. 

(Foto: Pinterest)

  • Chongos o moños 

Este peinado es muy cómodo para que el cabello no nos moleste en nuestras actividades, pero lo que pocos saben es que puede causar alopecia o pérdida de cabello por el constante estiramiento de los folículos pilosos.

Lo más grave es que no solo causa problemas en el cuero cabelludo, sino que también en la columna vertebral.

Peinados también afectan la columna 

Al respecto, el quiropráctico David Porto, de la Clínica de Mais Coluna de Brasil, señala que muchas veces, con tal de lograr un peinado perfecto, hacemos una tensión excesiva, lo que sobrecarga la musculatura estabilizadora del cuello.

(Foto: Pexels) 

"De este modo, casi sin darnos cuenta, aumenta la probabilidad de obtener algún tipo de cambio en el funcionamiento de estos segmentos de la columna”, asegura el experto.

Agrega que en el momento en que evitamos los movimientos de estas estructuras por un largo tiempo y sin descanso, provocamos que la columna vertebral quede inflamada y desestabilizada.  Como resultado, hay dolores cervicales y de cabeza.

Como ves, hay tendencias en peinados peligrosos que debes evitar si quieres un cuero cabelludo saludable y, sobre todo, si no quieres sufrir de alopecia ni de dolores de cabeza o de cervicales. 

(Con información de El Debate, MJ revista y Globovisión)

Para aprender más de...5 Recomendaciones para usar zapatos de tacón

¿Es malo utilizar tacones?
Los tacones son uno de los accesorios que más pueden beneficiar a un outfit, ya que pueden hacer que todo se vea mucho más estilizado y elegante. Sin embargo, informan los especialistas, utilizar tacones todos los días, sin tener consideraciones al respecto, podría ser perjudicial para la salud.
La belleza no siempre debe costar.
Si bien el uso de tacones se ha asociado a problemas articulares, estéticos y alteraciones en los pies (los más afectados), existen recomendaciones de instituciones como el Instituto Valenciano del Pie y el Centro Médico ABC, que podrían ayudarte a utilizar este tipo de calzado sin sufrir en el proceso. Es importante recordar que lo ideal es no abusar, y estar atentos a las señales de nuestro cuerpo.
1. No mayores a 4 cm.
Las instituciones como el Centro Médico ABC, informan que un tacón no debe ser mayor a 4 centímetros, pues de lo contrario, la distribución del peso podría ser anormal y se ejercería demasiada presión y fuerza en las articulaciones.
2. Evita que tengan puntas demasiado cerradas o puntiagudas.
Entre más cerradas las puntas, menor espacio tendrán tus dedos para moverse, lo que podría resultar en lesiones, incomodidades e incluso deformidades, ya que los dedos terminarán sobrepuestos uno sobre otros para poder acomodarse.
3. Alterna entre zapatos.
No es necesario que todos los días utilices zapatillas con tacón de aguja. Los expertos recomiendan que, si usarás tacones, también uses zapatos bajos, principalmente si recién comienzas con este tipo de calzado, ya que será más fácil que tus músculos no resientan el esfuerzo.
4. El dolor debe ser usado como señal.
Si algo duele, es una señal de que algo no está bien y podrías hacerte daño. Si tus pies duelen, lo ideal es que descanses, que te quites el calzado y que, incluso, cambies el estilo. No debes forzar a tus pies, ni a tus piernas a soportar el dolor.
5. Comienza poco a poco.
Lo mejor es que si no tienes experiencia con zapatos altos, no elijas unos demasiado altos de primera cuenta, ni unos con un tacón muy delgado. Es preferible que selecciones algunos de tacón corrido o grueso, de baja altura, para que poco a poco puedas ir adaptándote.