Notar bolitas blancas en la vulva es una preocupación constante en algunas mujeres, ya que generalmente no causan molestias, pero tampoco se quitan. Si te pasa esto, a continuación te decimos lo que significa. 

Estos granitos o bolitas blancas son conocidas médicamente como gránulos de Fordyce, una afección frecuente pero de la que se habla muy poco. 

Se trata de granitos blanquecinos o amarillos que no duelen ni molestan, pero que se pueden ver en los labios genitales. 

Bolitas bancas en la vulva 

De acuerdo con la doctora Lourdes Aloy, especialista en medicina estética, los gránulos de Fordyce, son comunes tanto en hombres como en mujeres y pueden aparecer a cualquier edad. 

(Foto: Pexels) 

“Son glándulas sebáceas ectópicas y el lugar donde es frecuente que aparezcan es en los labios, la vulva, el pene y el escroto”, detalla la especialista.

Los principales síntomas son:

  • Pequeños puntos amarillos o blanquecinos en la zona de la vulva 
  • Puntos que miden alrededor de 1 a 3 mm, de forma aislada o agrupada 
  • No hay dolor ni irritación, tampoco mal olor 

¿Son normales? El portal especializado Medical News Today detalla que los puntos blancos en la vulva son inofensivos y generalmente solo causan preocupación por su apariencia, pero no representan ningún riesgo para la salud.

Además, destacan que los gránulos de Fordyce no son una infección de transmisión sexual, no son infecciosas y no son un problema de salud, aunque la recomendación es que un médico examine si las bolitas empiezan a cambiar. 

También si se presentan otros síntomas como comezón en la zona íntima, mal olor o molestias, pues podría indicar que los puntos blancos son a causa de una infección por hongos y requiere tratamiento.

¿A qué se deben los puntos blancos en la vulva

El portal TuaSaúde destaca que los gránulos o manchas de Fordyce están normalmente relacionados con alteraciones hormonales, lo que puede llevar a la obstrucción de las glándulas sudoríparas, dando como resultado los puntitos blancos o bolitas. 

(Foto: Freepik) 

Es común que se hagan más grandes y visibles durante la adolescencia, debido a que en esta etapa de la vida hay variaciones importantes en los niveles de hormonas, aunque se han visto casos donde estas manchitas blancas están presentes desde el nacimiento.

Este sitio especializado destaca que los puntos blancos en la vulva pueden surgir en cualquier mujer, aunque pueden ser más frecuentes en personas con piel muy grasosa.

Como no son provocados por agentes infecciosos como bacterias o virus, no son contagiosos.

¿Qué hacer para tratarlas?

Los gránulos de Fordyce involucran a las glándulas que producen sebo en la piel y la mayoría de los especialistas aconsejan no tratarlas, aunque si hay formas de eliminarlas con procedimientos estéticos si se desea. 

Algunas opciones son la electrodesecación o el tratamiento láser con dióxido de carbono, el láser de colorante pulsado o la técnica de micropunción.

Sin embargo, al notar cualquier cambio en los genitales siempre se debe consultar con un médico para confirmar el diagnóstico de gránulos de Fordyce y descartar un problema médico urgente.

(Con información de Medical News Today, TuaSaúde, Elsevier)

Para aprender más de...Estrógenos: ¿qué son, cuál es su función y qué pasa si faltan?

¿Qué es?
Conocida como la hormona femenina, es secretada por los ovarios y se presenta mayoritariamente en mujeres. Se encarga del desarrollo y mantenimiento del sistema reproductivo.
Funciones:
Cumplen muchas funciones en el cuerpo como el desarrollo de los senos, el vello púbico, hasta controlar la menstruación y la fertilidad. A medida que envejeces, los niveles van bajando.
Los estrógenos y el corazón:
La hormona ayuda a: mantener saludable el tejido cardiovascular, mantener la presión arterial estable, reducir los triglicéridos, aumentar los niveles de colesterol bueno (HDL) y disminuir el colesterol malo (LDL).
Beneficios al cerebro:
El estrógeno ayuda al cerebro a mantener un flujo sanguíneo adecuado, también protege contra la inflamación, ayuda a mantener buena memoria y buenas funciones motoras. Los niveles bajos de estrógenos pueden causar cambios en la memoria o el pensamiento.
Ayuda a los músculos y huesos:
Los estrógenos mejoran la masa muscular y la densidad ósea, además ayuda a proteger contra la osteoporosis.
Mejora el estado de ánimo:
Los cambios de ánimo antes del ciclo menstrual pueden estar causados por la alteración de los niveles de estrógenos. Sin embargo, esta hormona ayuda a mantener niveles bueno de serotonina y ayuda a la efectividad de las endorfinas.
Mejora la vida sexual:
El estrógeno ayuda a mantener niveles adecuados de lubricación vaginal. Cuando los niveles de estrógenos están reducidos, las paredes vaginales se hacen más finas y producen menos lubricante, lo que provoca sequedad vaginal.
Niveles bajos:
Los niveles bajos de estrógenos pueden producir dolor durante el sexo, infecciones urinarias frecuentes, períodos irregulares o ausentes, cambios de humor, calores, dolores de cabeza, depresión, fatiga y problemas para concentrarse.
Causas de bajos niveles:
Puede ser la menopausia, el ejercicio excesivo, anorexia, mal funcionamiento de la glándula pituitaria, falla prematura de los ovarios, síndrome de Turner o enfermedad crónica del riñón.