Cynthia Rodríguez luce una figura estilizada que refleja su disciplina en el ejercicio y la alimentación saludable. Tal vez piensas que lucir como ella es imposible, pero la propia conductora y cantante comparte sus ejercicios para conseguir unos glúteos perfectos

La pareja de Carlos Rivera compartió en sus redes los 3 ejercicios que nunca faltan cuando se trata de tonificar el tren inferior.

Lo mejor es que no necesitas ir al gimnasio para hacerlos, basta con adecuar un espacio en tu casa para empezar a trabajar los músculos de tus piernas y glúteos

Rutina de ejercicios de Cynthia Rodríguez 

Los glúteos son una zona que no se tonifica tan fácil, es necesario ser constante, comer de forma adecuada y hacer los ejercicios más efectivos para esta zona en específico.

Para comenzar, debes conseguir una pesa o mancuerna, si no tienes puede ser útil una botella de agua o una bolsa con arroz, con un peso que te resulte desafiante pero que te permita hacer al menos 8 repeticiones. 

Empieza con los siguientes ejercicios que la propia Cynthia Rodríguez realiza para tener glúteos perfectos:  

  • Sentadillas con peso 

Toma con ambas manos tu pesa o botella de agua y llévala a la altura de tu pecho, con la espalda derecha y el abdomen apretado.

Haz una sentadilla lo más abajo que puedas, sosteniendo el peso a la altura de tu pecho. 

(Foto: pexels) 

Sube a la posición original y eleva al mismo tiempo la pesa, llevándola por encima de tu cabeza. Aprieta los glúteos durante este movimiento y cuida tu respiración.

Lo ideal es que hagas 3 series de 10 repeticiones cada una.

  • Peso muerto

Este es uno de los ejercicios más efectivos para trabajar los glúteos, para hacerlo solo debes sostener la pesa o botella de agua entre tus manos, frente a ti con la espalda derecha.  

Empuja la cadera hacia atrás y flexiona un poco las rodillas, cuidando que la espalda se mantenga derecha. Ten la mirada hacia el frente, no dobles el cuello. 

(Foto: pexels) 

Los brazos deben estar estirados y sosteniendo el peso, pero sin hacer un gran esfuerzo. 

Una vez que bajaste las pesas, más o menos a la altura de tu espinilla, vuelve a la posición original contrayendo los glúteos y manteniendo la espalda derecha. También se deben hacer 3 series de 10 repeticiones. 

  • Elevaciones frontales

En este ejercicio que hace Cynthia Rodríguez, debes sostener la pesa con ambas manos mientras estás con la espalda recta.

Flexiona un poco las rodillas, echando la cadera un poco hacia atrás, pero con la espalda recta y lleva la pesa entre tus piernas, empujándola hacia atrás. 

Vuelve a la posición original, levantando la pesa con ambos brazos estirados hacia el frente y apretando bien los glúteos y el abdomen

(Foto: canva) 

Lo ideal es que la pesa llegue hasta la altura de pecho y luego debes repetir el ejercicio hasta completar 10 repeticiones. Repite 2 series más y descansa.

Estos ejercicios de Cynthia Rodríguez para glúteos perfectos pueden ser muy efectivos pero si tienes lesiones, lo mejor es que le preguntes antes a un médico si puedes hacerlos.

Cuida tu alimentación para tener buenos resultados 

Recuerda que una buena alimentación es clave para ver los resultados del ejercicio y por ello, es importante que sigas los consejos de Mayo Clinic para maximizar tus rutinas:

Desayuna de forma saludable al menos una hora antes de entrenar e incluyendo carbohidratos para obtener máxima energía. Entre las mejores opciones están los cereales o panes integrales, leche sin grasa, un plátano y yogurt. 

(Foto: pexels) 

Haz colaciones en el día, ya que te darán energía adicional. Los mejores son un licuado de frutas, yogurt, sándwich de crema de cacahuate, barras energéticas sin azúcar o galletas saladas. 

Come después del ejercicio para ayudar a que los músculos se recuperen y repongas las reservas de glucógeno. Opta por alimentos como yogurt y fruta, pavo con pan integral y verduras o pan con crema de cacahuate. 

No olvides tomar mucha agua, durante y después del ejercicio para prevenir la deshidratación.

La clave es prestar atención a cómo te sientes tanto con el ejercicio como con lo que comes e ir adaptando cada uno a tus necesidades, así que escucha a tu cuerpo, sé paciente con los cambios y sobre todo, sé constante y disciplinado. 

(Con información de Panorama Web y Mayo Clinic)