La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) emitió este martes 22 de febrero de 2022 una alerta sanitaria sobre la comercialización irregular de los supuestos potenciadores sexuales de la marca Diablo. La dependencia indicó que se trata de productos engaño y alertó que al ser utilizados pueden poner en riesgo la salud de la población.

La venta de estos productos ha sido detectada en páginas web de suplementos para deportistas y en redes sociales. Se hacen pasar por suplementos alimenticios para incumplir con las normas sanitarias.

Foto: @cofepris

Productos marca Diablo: no están autorizados y se desconoce su seguridad

Cofepris indica que estos productos prometen falsamente potenciar la vida sexual; generar y promover el incremento constante de testosterona; reparar fibras musculares desgastadas; quemar grasa e incrementar la oxigenación en los cuerpos de sus consumidores.

Estos productos son distribuidos por la empresa Vilicomsa, S.A. de C.V., en presentación polvo, tabletas y cápsulas. En su alerta, la comisión recomendó no consumir ninguno de los productos, pues contienen ingredientes prohibidos y adjudican indebidamente propiedades terapéuticas.

La comisión encabezada por Alejandro Svarch Pérez detectó la comercialización irregular de los productos “Diablo Testo”, “Diablo Burn 24/7”, “Diablo Carne”, “Diablo Amino”, “Diablo Kong” y “Diablo Power”, por lo que recordó que al no cumplir lo establecido en la legislación sanitaria vigente, no deben ser comercializados, distribuidos ni publicitados por ningún medio o empresa.

Ácido D-aspártico: el componente del potenciador no es necesario para nuestro cuerpo

Estos productos de la marca "Diablo" contienen ácido D-aspártico, un elemento que nuestro cuerpo no necesita.

La Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos informa que el ácido aspártico es uno de los aminoácidos (componentes de las proteínas) no esenciales, pues nuestro cuerpo lo produce de manera natural.

No han sido aprobados por Cofepris

Ninguno de los productos mencionados ha sido autorizado por la comisión como suplementos alimenticios ni como medicamentos, lo que significa que no se tiene información crítica de la seguridad, calidad o eficacia de los ingredientes contenidos.

Cofepris recordó que los productos engaño, antes conocidos como “productos milagro”, prometen aliviar una gran cantidad de afecciones, mejorar la apariencia física y/o adelgazar sin tener ninguna evidencia técnico-científica, por lo que se aprovechan de la urgencia y provocando riesgos a la salud.

"Se recomienda no consumir ninguno de los productos citados de la marca “Diablo” ni cualquier otro que infrinja la normatividad sanitaria vigente por representar un riesgo para la salud", alerta la comisión.

(Con información de Mariluz Roldán - La Silla Rota)