Nutricionistas aseguran que la ausencia de la vitamina D en el organismo tiene una correlación directa con el cáncer de mama.

Por esta razón es de suma importancia determinar un plan de alimentación balanceada que se adapte a la necesidad de cada persona y se obtengan los beneficios de cada nutriente.

Una dieta baja en nutrientes, la inactividad física, así como el consumo de alcohol y de tabaco son factores de riesgo usualmente recurrentes dentro de pacientes diagnosticados con cáncer de mama, próstata, pulmón, colon y recto. Para la Organización Mundial de la Salud, OMS, el cáncer es la causa principal de muerte alrededor del mundo.

¿Por qué la deficiencia de vitamina D aumenta el riesgo de cáncer de mama?

Para el Instituto Nacional de Cáncer, NCI, la falta de vitamina D puede estar asociada con la diseminación del cáncer de mama. Las células cancerosas por lo general se propagan a través de la sangre o del sistema linfático, si un cáncer se disemina, se dice que ha hecho metástasis.

A través de un artículo publicado por la revista Endocrinology, también ha determinado que los pacientes con cáncer de mama suelen tener deficiencia de vitamina D antes de que la enfermedad se desarrolle.

Foto: Canva

Las concentraciones bajas de vitamina D que circulan en la sangre pueden promover el crecimiento de cáncer de seno y metástasis.

Las terapias que se usan para tratar el cáncer pueden ser sumamente agresivas tanto para la persona como para su organismo, siendo las mujeres mayores de sesenta años las que tienen un riesgo mayor de osteoporosis.

Cuando hay una destrucción de los receptores de vitamina D es cuando se presenta un mayor crecimiento del tumor.

Los datos del NCI, plasman que en el momento que una persona se expone al sol, obtiene vitamina D, es allí en donde se convierte en calcitriol, una hormona que impacta membranas del organismo y que se vincula al receptor de la vitamina D, VDR, el cual regula un número extenso de genes, algunos de los cuales están asociados con cáncer.

¿Cuáles son las funciones de la vitamina D?

Esta vitamina tiene como función absorber el calcio. Se obtiene ya sea por una dieta equilibrada, la exposición al sol y/o a través de suplementos.

Es necesario precisar que, permanecer por un tiempo prolongado bajo él puede producir cáncer de piel o envejecimiento prematuro, aunque luego de la exposición moderada al sol el cuerpo desarrolla vitamina D.

¿Cuáles son los alimentos ricos en vitamina D?

Dentro de los alimentos enriquecidos con la vitamina D se encuentran:

  • Huevos
  • Leche
  • Pescado
  • Hígado

Sin embargo, la falta de ella puede provocar osteoporosis, raquitismo y debilitamiento muscular, entre otras enfermedades.

Cabe recordar que la osteoporosis afecta los huesos, debilitándolos, causando fracturas por leves movimientos. Estas lesiones son recurrentes en las muñecas, la columna vertebral y la cadera.

Foto: Canva

¿El consumo excesivo de vitamina D es perjudicial?

Así como la deficiencia de la vitamina D puede ser perjudicial su consumo excesivo también resulta perjudicial para los órganos como los riñones. Esto se denomina hipervitaminosis D, que causa hipercalcemia, es decir, altos índices de calcio en el torrente sanguíneo.

Es importante consultar con un profesional de la salud e incluir en una dieta equilibrada los alimentos ricos en esta vitamina. La determinación de los niveles de vitamina D deberían formar parte inexcusable del estudio de cualquier mujer con cáncer de mama y actuar, en consecuencia, en base a esos niveles.

Foto: Canva

Para los casos necesarios se debe suplementar durante todo el tiempo que sea preciso. Al margen del cáncer de mama, téngase en cuenta que, como sucede con otras hormonas esteroideas, su secreción va decreciendo de manera constante más allá de los cuarenta a cincuenta años.

(Con información de la Organización Mundial de la Salud, Instituto Nacional de Cáncer, Endocrinology, Mayo Clinic, MedlinePlus)