Estás en una relación maravillosa, pasan juntos cada fin de semana y comparten momentos increíbles, sin embargo, él no te propone que vivan juntos, de hecho, cuando tu sacas el tema, tu pareja lo evade un poco. ¿Cómo saber si un hombre no quiere vivir contigo?

En los últimos años se han extendido nuevos modelos de relaciones románticas, como las parejas de fin de semana que están juntas sábados y domingos, pero no quieren una convivencia diaria.

También ha ido en aumento el Living Apart Together, donde las parejas no viven en la misma casa y solo disfrutan el tiempo juntos los días que se ven. 

Señales de que un hombre no quiere vivir contigo

Ante estos nuevos modelos de pareja, es probable que en nuestra propia relación, nos encontremos con un rechazo a consolidar la unión y dar el paso para vivir juntos

(Foto: pexels) 

Notar que la pareja no siente deseo por vivir juntos, puede causar mucha desilusión y al respecto, la psicóloga Valeria Sabater menciona que no todos están preparados para el compromiso, pues vivimos en una sociedad donde se prefieren los vínculos fáciles de romper para iniciar otros.

Existen muchas razones por las que un hombre no quiere vivir contigo y si crees que tu pareja no quiere dar este paso pero no se atreve a decirte, es importante que sepas reconocer las señales que lo alertan:

  • Quiere el control de su tiempo y espacio 

Aunque comparten el tiempo juntos los fines de semana, no muestra interés en compartir otros días ni tampoco permite que dejes más de lo necesario en cuanto a tus pertenencias en su hogar. Si llevas tu cepillo de dientes o maquillajes, tienes que llevártelos de regreso a casa cuando el fin de semana termina.

  • Es muy apegado a su familia 

Hay personas que tienen una relación demasiado estrecha con su núcleo familiar, un lazo que puede ser asfixiante e impide tomar decisiones sin la opinión de su madre o padre, porque ellos tienen la última palabra.

Si has notado que tu pareja, a pesar de ser adulto, está condicionado a la sombra de su familia, es probable que no puedan vivir juntos.


(Foto: pexels) 

También es mala señal si notas que tu pareja vive demasiado cómodo con su familia y te ha dicho que no está dispuesto a adquirir nuevas responsabilidades ni salir de su zona de confort. 

  • Sus proyectos incluyen irse a otro país o estado 

Si tu pareja sueña con irse a otro país o estado a estudiar o trabajar, es una señal clara de que no quiere vivir contigo, al menos por ahora, pues sus prioridades son otras y quiere enfocarse en ello.

Mudarse juntos no es el plan número 1 en su lista, así que tendrás que ser paciente y apoyarlo en sus decisiones. 

  • Está acostumbrado a estar solo

Cuando tu pareja lleva viviendo solo mucho tiempo, es probable que ya esté acostumbrado a la soledad, que tenga sus rutinas muy establecidas y no quiera sacrificar su espacio para compartirlo con alguien más.

Si más de una vez te ha dicho que le encanta vivir solo y tener su independencia, no esperes que te diga que quiere vivir contigo pronto.

  • No se ponen de acuerdo en cuanto a dónde está la relación 

Tal vez tú desde el principio sabías que querías algo serio con esa persona y vivir juntos es algo que te causa ilusión.

Pero si para tu pareja tomas las cosas demasiado apresuradas, entonces es probable que tu propuesta de compartir un espacio le parezca descabellada, pues va a una velocidad distinta a la tuya.

(Foto: pexels) 

Pon atención a comentarios donde te dice que no se quiere saltar etapas y que está bien viviendo como está

¿Qué hacer si mi pareja no quiere que vivamos juntos?

Cuando tu pareja no quiere mudarse contigo, generalmente tienes varias opciones: aceptarlo y seguir con la relación, negociar o no aceptarlo y terminar. 

Estas recomendaciones te pueden ayudar a tomar la mejor decisión:

  1. Acepta la realidad, no puedes obligar a tu pareja a algo que no quiere.
  2. Escucha los motivos de tu pareja para no vivir juntos; la empatía te ayudará a entender sus razones.
  3. Ten paciencia, no presiones a tu pareja y dale tiempo.
  4. Intenta negociar, pon una fecha límite para que se decida a dar el paso.  
  5. Piensa en lo que quieres realmente y si aceptas esta situación en tu vida.  
  6. Si vivir juntos es algo a lo que no quieres renunciar, lo mejor será plantearse terminar la relación.

Lo más importante es que seas honesta contigo misma y que analices si la decisión de tu pareja es o no compatible con tus deseos a medio y largo plazo.

Cuando escuchas lo que quieres de forma honesta, das el primer paso hacia una autoestima sana y una relación plena que te haga feliz.

(Con información de Mejor con Salud, La Mente es Maravillosa, Psicología Online)