Cookies
Este sitio web utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia. Aviso de privacidad
Vida sana
Pareja & sexo
Soy mamá
Familia
Especialidades
Herramientas


© 2022 Todos los derechos reservados. Grupo La Silla Rota. PUBLICACIONES COMUNITARIAS S.A. de C.V.

Adicción al sexo ¿es una enfermedad?

La adicción al sexo puede ocultar otros trastornos mentales como el estrés y la ansiedad, de acuerdo con especialistas

SUSANA CARRASCODic 24, 2021 
Tiempo de lectura: 4 mins.
Falta evidencia para decir que existe la adicción al sexo como tal. Foto: PEXELS

Lo + leído

Es común decir que existe la adicción al cigarro, el alcohol y otras drogas, pero ¿la adicción al sexo también es una enfermedad? Esto es lo que opinan los expertos.

La adicción al sexo actualmente no es un diagnóstico clínico, esto significa que en varios países del mundo no hay cifras de cuánta gente realmente ha buscado ayuda médica para solucionar este problema.

Adicción al sexo 

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) una adicción es una enfermedad física y psicoemocional que crea una dependencia o necesidad hacia una sustancia, actividad o relación.

(Foto: Pixabay) 

Se caracteriza por un conjunto de signos y síntomas, en los que se involucran factores biológicos, genéticos, psicológicos y sociales.

Un estudio publicado en 2014 señalaba que la actividad cerebral en los "adictos al sexo" cuando veían pornografía es similar a la de los adictos a las drogas cuando les mostraban su droga preferida.

La autora principal de la investigación, Valerie Voon, de la Universidad de Cambridge, dijo en ese momento que se trataba del primer estudio que se centra en personas que sufren estos desórdenes y que se observa su actividad cerebral, sin embargo, afirmó que no era suficiente como para decir que se trataba de una adicción.

Según Abigael San, psicóloga clínica, el comportamiento sexual puede ser adictivo, pero la gente que tiene dificultad para mantener el control, el sexo en sí mismo es un elemento secundario de otro problema subyacente, ya sea depresión, ansiedad o trauma, que lo lleva a recurrir al sexo como mecanismo para lidiar con este problema.

(Foto: Pixabay) 

"Diferentes actividades y sustancias activan vías de recompensa de diferentes maneras, pero aún activan esas vías de recompensa. No hay razón para creer que el sexo no funciona de la misma manera, es solo que aún no tenemos evidencia suficiente", dijo.

Mayo Clinic explica que la conducta sexual compulsiva, a veces, recibe el nombre de "hipersexualidad", "trastorno de hipersexualidad" o "adicción sexual".

Es una preocupación excesiva por fantasías, impulsos o conductas sexuales que es difícil de controlar, provoca angustia o afecta, de manera negativa, la salud, el trabajo, las relaciones u otros aspectos de la vida.

Algunos indicios de que se podría estar luchando contra una conducta sexual compulsiva comprenden los siguientes:

  • Fantasías, conductas sexuales e impulsos intensos y recurrentes que consuman mucho tiempo y no se puedan controlar.
  • Sentirse atraído por mantener ciertas conductas sexuales, después sentir liberación de tensión, pero también culpa o remordimiento.
  • Intentar reducir o controlar las fantasías, impulsos y conductas sexuales sin éxito.
  • Usar la conducta sexual compulsiva para escapar de otros problemas, como la soledad, la depresión, la ansiedad o el estrés.
  • Tener problemas para establecer y mantener relaciones saludables y estables.

No todos concuerdan con que la adicción al sexo es enfermedad

David Ley, terapeuta sexual y autor de "El mito sobre la adicción sexual", dice que los comportamientos comúnmente catalogados como adicción sexual son en realidad los síntomas de desórdenes de ansiedad y ánimo no tratados.

"Equiparar el sexo o la masturbación al alcohol y las drogas es absurdo. La gente adicta al alcohol puede morir por la abstinencia", dice. Ya agrega que “Eres adicto al sexo si tienes más sexo, o sexo diferente, en comparación con el terapeuta que te hace el diagnóstico".

(Foto: Pexels) 

El comportamiento sexual compulsivo, comúnmente llamado adicción sexual, ya está clasificado como un desorden de salud mental en la lista de Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE) de la Organización Mundial de la Salud.

Para los investigadores que quieren que se reconozca formalmente la adicción al sexo, tener una etiqueta clínica es importante para que la gente que lo necesita pueda recibir ayuda, más allá de si el comportamiento adictivo es un problema en sí mismo o el síntoma de algo más profundo.

(Con información de BBC, Mayo Clinic y CNN)

Valora este artículo

¿Quieres hacer una corrección? Envia tu corrección

Lo + leído

Últimas noticias

El editor recomienda