Cookies
Este sitio web utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia. Aviso de privacidad
Vida sana
Soy mamá
Familia
Especialidades
Herramientas


© 2022 Todos los derechos reservados. Grupo La Silla Rota. PUBLICACIONES COMUNITARIAS S.A. de C.V.

Los alimentos para el cerebro

La manzana, la granada, el aguacate y el pescado destacan en la lista de alimentos que benefician a este órgano

RedacciónAgo 20, 2014 
Tiempo de lectura: 4 mins.

Lo + leído

Algunos alimentos son importantes para el buen funcionamiento del cerebro. Los cereales,  las frutas, las hortalizas o las legumbres son una opción para este órgano del cuerpo.

Santi Ávalos, cocinero y autor de Alimenta tu cerebro, explicó que es necesario consentir con una buena alimentación a este órgano por la gran cantidad de energía que consume a lo largo del día. Para ello, la glucosa es una opción. 
 
“Lo primero que el cerebro necesita es glucosa, que debe recibir de una manera constante ya que apenas tiene reservas. Esto significa que los mejores alimentos para suministrársela son los que contienen hidratos de carbono complejos, como los cereales, porque pasan al torrente sanguíneo de manera progresiva”, dijo. 
 
Asimismo, el especialista presentó una lista con los 10 alimentos que favorecen más al cerebro:
 
Manzana: Especialmente por su riqueza en pectina, que es un tipo de fibra soluble, que tiene la virtud de proteger al cerebro del exceso de colesterol y de metales neurotóxicos como el mercurio, el plomo o el cadmio. 
 
Quinoa: Contiene ácidos grasos y aminoácidos esenciales, que son vitales para la producción de los neurotransmisores. Este alimento también contiene minerales que son importantes para el cerebro como el hierro, el magnesio o el fósforo. 
 
Sésamo: Es una de las mejores fuentes de lecitina que mejora la circulación sanguínea y forma parte de la estructura neuronal del cerebro. Además, estas semillas son una auténtica mina de minerales, como magnesio y fósforo, que protege a las células nerviosas de los daños oxidativas. 
 
Granada: Contiene polifenoles que fortalecen los pequeños capilares que riegan el cerebro. 
 
Nueces: Beneficia por los ácidos grasos que contiene, como el omega, el cual contribuye a asegurar un buen flujo sanguíneo en el cerebro. Además, estimula la producción de neurotransmisores y aportan lecitina y micronutrientes importantes para las funciones en la mente. 
 
Huevo: Es rico en lecitina y aporta vitamina B12, una vitamina muy escasa en el reino vegetal, pero necesaria para el buen mantenimiento del sistema nervioso y la formación de los glóbulos rojos, necesarios para la oxigenación del cerebro.
 
Té verde: Es rico gracias a un flavonoide (galato de epigalocatequina). Entre sus efectos ayuda para recordar datos.
 
Aguacate: Este alimento es muy rico en grasas insaturadas, sobre todo del omega 9 que es necesario para el crecimiento y la buena comunicación entre las neuronas. 
 
Algas: Este producto aporta mucho hierro, que facilita la oxigenación del cerebro, junto con la vitamina C, que ayuda a integrarlo en el cuerpo. El ácido algínico de algunas algas es muy eficaz para eliminar sustancias potencialmente peligrosas para nuestro cerebro.
 
Pescado: Suministra ácidos grasos de la serie omega 3, ya transformados en sus formas más activas (EPA y DHA), que ayuda al cerebro para regular la tensión arterial, mejorar la circulación y producir vasodilatación. (Con información de Infosalus). 
 

Valora este artículo

¿Quieres hacer una corrección? Envia tu corrección

Lo + leído

Últimas noticias

El editor recomienda