Cookies
Este sitio web utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia. Aviso de privacidad
Vida sana
Pareja & sexo
Soy mamá
Familia
Especialidades
Herramientas


© 2021 Todos los derechos reservados. Grupo La Silla Rota. PUBLICACIONES COMUNITARIAS S.A. de C.V.

Esta dieta retardaría el crecimiento de tumores según un nuevo estudio

Este estudio ofrece una explicación de por qué la restricción de calorías puede retrasar el crecimiento tumoral

INGRID SILVAOct 27, 2021 
Tiempo de lectura: 4 mins.
Fotografía: Farmaceuticonline

Lo + leído

¿Dieta para tumores? Conforme un nuevo estudio publicado en la revista Nature, llevar a una situación extrema a las células cancerosas podría ser la clave para destruirlas y combatir los tumores. Fueron investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts de Estados Unidos quienes analizaron dos dietas distintas en ratones y encontraron cómo ambas pueden retrasar el crecimiento de los tumores.

Te recomendamos: 7 beneficios del tamarindo para tu salud que debes conocer

¿Dieta para tumores? Esta dieta retardaría el crecimiento de tumores

Así, este estudio ofrece una explicación de por qué la restricción de calorías puede retrasar el crecimiento tumoral.

Específicamente, el estudio analizó los efectos de una dieta baja en calorías y una dieta cetogénica en roedores con tumores pancreáticos y encontraron que aunque ambas dietas reducen la cantidad de azúcar disponible para los tumores y el “alimento” preferido de las células cancerígenas es la glucosa, solamente la restricción de calorías puede disminuir la disponibilidad de grasas y esto se relaciona con una desaceleración de crecimiento tumoral.

Los hallazgos anteriores no sugerirían que los pacientes con cáncer deben seguir estos tipos de dietas, lo cual es una aclaración importante, sin embargo, estos hacen factible continuar la investigación al respecto para determinar cómo las intervenciones en la alimentación, combinadas con el tratamiento farmacológico y otras intervenciones pueden ayudar a los pacientes.

En ese sentido, Matthew Vander Heiden, director del Instituto Koch para la Investigación Integrativa del Cáncer del MIT y autor principal del estudio dijo:

“Hay mucha evidencia de que la dieta puede afectar a la rapidez con que progresa el cáncer, pero esto no es una cura. Si bien los hallazgos son provocativos, se necesitan más estudios y los pacientes deben hablar con su médico sobre qué tipo de alimentación es el más adecuado para su cáncer”.

 

La investigación entonces destaca que la escasez de grasas impide el crecimiento tumoral porque las células cancerosas necesitan lípidos para construir sus membranas celulares. Se encontró que los ratones con la keto tenían grasas disponibles en su dieta y los de la dieta restringida en calorías no podían obtener ácidos grasos ni producir los suyos propios: en ellos,  el crecimiento tumoral se ralentizó significativamente, en comparación con el resto:

“La restricción no solo priva a los tumores de lípidos, sino que también altera el proceso que les permite adaptarse a ella.Esa combinación realmente está contribuyendo a la inhibición del crecimiento tumoral”.

¿Una dieta restrictiva?

Aunque este estudio mostró que la restricción calórica tiene efectos beneficiosos en ratones, los investigadores dicen que no recomiendan que los pacientes con cáncer sigan una dieta restringida en calorías, que es difícil de mantener y puede tener efectos secundarios dañinos.

Ahora los investigadores planean estudiar cómo las dietas con una variedad de fuentes de grasas, incluidas:

- Grasas de origen vegetal o animal con diferencias definidas en el contenido de ácidos grasos saturados

- Grasas monoinsaturados

- Grasas poliinsaturados

También se revisaría como los distintos tipos de grasas alteran el metabolismo de los tumores según la proporción entre ambos.

Los investigadores concluyeron así que los hallazgos podrían servir para desarrollar fármacos que ayuden a ralentizar el crecimiento tumoral.

Otras recomendaciones de prevención

La alimentación y nutrición adecuadas son clave para el tratamiento y prevención de diversas enfermedades pues como refiere información de Medline Plus, consumir una dieta rica en frutas, verduras y granos enteros, puede reducir el riesgo de algunos tipos de cáncer, entre ellos el cáncer de estómago y de esófago.

Otra instrucción importante es la reducción del consumo de carnes ahumadas, procesadas, curadas en nitrito y alimentos preservados con sal, por ello, la sugerencia es preferir proteínas vegetales.

También te recomendamos: Profeco advierte posible adulteración en dos marcas de café

Finalmente, los especialistas también sugieren realizar actividad física de manera regular durante al menos 30 minutos al día, 5 veces por semana y mantener un peso saludable durante la vida.

Con información de: Medline Plus

Valora este artículo

¿Quieres hacer una corrección? Envia tu corrección

Lo + leído

Últimas noticias

El editor recomienda