¿Qué pasa si incluyes un plátano en tu desayuno? Un estudio reciente realizado por la Universidad de Birmingham y publicado en la revista Appetite, afirma que el consumo de esta fruta favorece la ganancia de masa muscular y estimula el apetito.

¿Por qué el plátano es ideal en el desayuno?

Estudios recientes han encontrado que el plátano favorece el aumento de energía, ideal si vas a realizar una actividad física después de su consumo.

Por ello, uno de los momentos ideales para comer plátano es después del ejercicio ya que aumenta la capacidad de resistencia y ayuda a restaurar la fuerza corporal. Muchos deportistas lo consumen antes y después de una competencia.

También contiene minerales como el potasio, ideal para evitar los calambres y dolores musculares. 

Por otro lado, según una investigación del Instituto Karolinska, en Suecia, las mujeres que comían habitualmente plátanos (entre 4 y 6 veces a la semana) reducían a la mitad el riesgo de desarrollar cáncer renal.

¿Cuándo es bueno consumir plátano y cuál es su valor nutrimental?

Existen una serie de mitos sobre la cantidad excesiva de azúcar que puede contener un plátano o sobre lo perjudicial que podría ser cenar esta fruta. Sin embargo, esta fruta puede ser consumida en cualquier momento del día debido a su alto valor nutrimental.

Nosotros te explicamos los beneficios de incorporar esta deliciosa fruta a tu dieta.

En realidad, el contenido calórico de un plátano es muy bajo, los nutriólogos estiman que contiene entre 89 a 100 gr, 20g de hidratos de carbono y 3.4g de fibra dietética.

También contiene vitaminas A y C, folatos y minerales, sobre todo potasio (350 mg) -fundamental para que los músculos se contraigan y mantener el ritmo cardiaco-, magnesio (38 mg) -influye en la salud musculoesquelética y del sistema inmunitario.

¿Cuáles son los beneficios de un plátano en el desayuno?

  • Disminuye la hipertensión arterial, es especifico cuando se acompaña con avena.
  • Un plátano proporciona alrededor del 15% de las necesidades diarias de potasio de un adulto.
  • Combate el estreñimiento y regula el tránsito intestinal
  • El plátano maduro favorece las reservas alcalinas del organismo, también se aconsejan en caso de diarrea porque suavizan la mucosa digestiva
  • Neutralizan el exceso de acidez gástrica
  • El consumo regular de plátano hace frente a procesos reumáticos, artritis y gota