Los atoles son una bebida muy tradicional en México y cuando llega la temporada de frío, se disfrutan más, especialmente cuando son hechos con ingredientes saludables. Te decimos cómo preparar un atole de amaranto y sus beneficios.

Esta bebida deliciosa es perfecta para el frío y lo mejor es que se prepara de forma rápida, lo que lo hace el complemento ideal para un desayuno saludable

El ingrediente principal por su puesto que es el amaranto, aunque puedes complementar con otros como la avena y la cocoa.

¿Qué beneficios aporta el atole de amaranto

De acuerdo con la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), el amaranto tiene múltiples propiedades nutritivas, principalmente es fuente de proteínas, calcio y hierro. 

(Foto: Pinterest) 

Esta institución señala que el amaranto ha sido utilizado desde tiempos prehispánicos por los mexicas. De hecho los indígenas elaboraban diversos platillos como atoles y tamales a base de sus semillas.

Entre las principales cualidades del amaranto destacan: 

  • Aporte de 15 a 17% de proteína, que además es de buena calidad, pues se asemeja a la de la leche
  • Contenido importante de lisina, aminoácido esencial
  • Aporte de cantidades importantes de fibra dietética y vitaminas E y B 
  • Fuente de fósforo que ayuda a la formación de huesos 
  • Buenas cantidades de niacina, que contribuye a la producción de hormonas sexuales, del crecimiento y del metabolismo 

La doctora Cristina Mapes Sánchez, curadora de la colección etnobotánica del Jardín Botánico de la UNAM indica que durante la digestión de las proteínas se liberan péptidos, los cuales le confieren al amaranto propiedades que sirven en la prevención de enfermedades como la diabetes y para la regulación de la presión arterial. 

“Además es fuente de fósforo, potasio, retinol, complejo B, niacina y ácido”, destaca la especialista.

¿Y si agrego avena y cocoa

Si a tu atole de amaranto le agregas otros ingredientes saludables como la avena y la cocoa, tendrás una bebida completa con muchas propiedades

La avena tiene un alto contenido en fibras dietéticas, fitoquímicos y valor nutricional que promueven beneficios como la reducción del colesterol y de la glucosa en sangre. También puede regular la digestión y la absorción de nutrientes. 

(Foto: Pexels) 

El portal especializado Mejor con Salud detalla que se ha demostrado que la avena puede reducir síntomas de diabetes y obesidad gracias al beta-glucano que contiene, además de los compuestos fenólicos y otros antioxidantes.

Por otra parte, la avena es un cereal rico en vitaminas del complejo B, por lo que ayuda a desarrollar, mantener y equilibrar el funcionamiento del sistema nervioso.  

Si agregas cocoa, que es rico en antioxidantes, puedes obtener un aliado para prevenir enfermedades cardiovasculares, cerebrovasculares, cáncer hepático, gástrico y de colon. 

¿Cómo preparar atole de amaranto?

Necesitas pocos ingredientes:

  • 1 litro de leche
  • 1 y media taza de amaranto
  • Media taza de avena 
  • Media taza de cocoa
  • 1 rajita de canela
  • Azúcar al gusto
  1. Coloca el amaranto y la avena en la procesadora de alimentos y muele hasta obtener una harina más o menos fina.
  2. Hierve la leche en una olla junto con la canela y agrega la harina de amaranto con avena
  3. Revuelve bien e integra la cocoa
  4. Deja hervir a fuego bajo y agrega endulzante
  5. Retira del fuego cuando tome la consistencia deseada y disfruta 

Ya lo sabes, esta temporada de frío aprovecha para disfrutar de una bebida calientita y saludable que además de hacer más agradables tus mañanas, aportan muchos beneficios a tu salud, solo recuerda complementar con una dieta equilibrada y actividad física.

(Con información de Mejor con Salud, Ciencia UNAM, GastroLab) 

Para aprender más de...Los beneficios de comer tortillas

Las tortillas: cultura y salud.
Las tortillas, sean de maíz o de harina, son un alimento que forma parte de la cultura gastronómica de México, ya que no solo son un símbolo internacionalmente reconocido de esta, también son parte importante e indispensable de muchos platillos y preparaciones. Pero eso no es todo: las tortillas contribuyen a nuestra salud de diferentes maneras, ya que pueden aportar nutrientes que ayudan a nuestro cuerpo.
Aportan vitaminas y nutrientes.
Las tortillas de maíz, reportan Health Line y Fundación UNAM, pueden aportar múltiples vitaminas (como la A, C, D, E, B1 y B2), así como potasio, magnesio, niacina, fibra y calcio. Por su parte, las tortillas de harina pueden aportar fundamentalmente hierro, dependiendo de la harina con que se realicen.
Contribuyen a tener músculos sanos.
El aporte de hierro es considerado beneficioso para la salud, ya que este puede contribuir a que la sangre se oxigene mejor, principalmente los músculos, lo que implicaría que se encontrarían en el mejor estado y más sanos, por lo que, explica Health Line, las tortillas de hierro podrían ser buenas para ello.
Ayudan a cuidar los huesos y los dientes.
Debido a la combinación de vitaminas, y al aporte de calcio que otorgan (aproximadamente el 50% de la cantidad diaria recomendada), dice Fundación UNAM, las tortillas de maíz pueden contribuir a tener huesos más fuertes; además, se pueden prevenir las caries y problemas dentales.
Pueden beneficiar a la digestión.
Los alimentos integrales o de granos enteros, como lo son las tortillas de maíz, pueden ofrecer un aporte importante de fibra, lo que contribuiría a mejorar la salud digestiva, evitando así problemas como el estreñimiento, ya que facilitaría el proceso de la digestión, explica Cliki Salud.