Todos hemos dicho de alguien que es hipocondríaco o hipocondríaca, pero realmente no muchos saben qué es la enfermedad y lo que implica. Incluso a veces creemos que se trata de un padecimiento falso. 

Su verdadero nombre es hipocondriasis y actualmente se denomina Trastorno de ansiedad por enfermedad en las clasificaciones psiquiátricas.

¿Qué significa ser una persona hipocondríaca?

Por lo tanto, es un padecimiento psiquiátrico que implica una preocupación excesiva por padecer o contraer una enfermedad grave sin que haya síntomas somáticos o si los hay, estos son leves. Para clasificarse como tal, los sentimientos de preocupación deben durar al menos 6 meses. 

(Foto: Especial)

Pero también puede ocurrir que sí hay una condición médica en la persona o bien un riesgo elevado dados los antecedentes familiares pero la preocupación por estas situaciones son excesivas o desproporcionadas. 

Otros síntomas que acompañan a la hipocondriasis son:

  • un grado elevado de ansiedad acerca de la salud
  • comportamientos excesivos relacionados a la salud como la necesidad de checar si hay la presencia de síntomas

En entrevista con el medio Infosalus, el doctor José Martínez Raga, jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital Universitario Doctor Peset, indicó que la hipocondriasis tiene una prevalencia entre el 1.3 y 10% de la población en cantidades similares en hombres y mujeres. 

(Foto: Especial)

No se conocen las causas exactas de la enfermedad pero se sabe que puede estar cimentada en antecedentes de abuso en la infancia o de haber vivido una enfermedad grave en la niñez. 

Si existe otra patología psiquiátrica, también aumenta el riesgo de tener hipocondriasis. Además, como muchos padecimientos de salud mental, este también tiene un alto grado de heredabilidad, entre el 34-37%. 

Para su tratamiento, al igual que con otros trastornos mentales, la opción principal es el acompañamiento psiquiátrico. Aunque un problema que presentan las personas con trastorno de ansiedad por enfermedad es que tienen una baja confianza en los médicos porque al no recibir el diagnóstico esperado, piensan que no se les toma en serio. 

SIGUE LEYENDO:

(Con información de Infosalus)