La famosa actriz de telenovelas Allisson Lozz usó sus redes sociales para confesarle a sus seguidores que desde que tenía apenas 11 años, sufre de depresión clínica y ansiedad. Además, dijo que recientemente sufrió una recaída de estos padecimientos en su salud mental.

La protagonista de Misión S.O.S y En nombre del Amor, detalló que su salud mental no ha sido la mejor desde su infancia, pues padece depresión y ansiedad

¿Qué le pasó a Allisson Lozz? Habla de su depresión clínica 

“Tengo ansiedad y depresión clínica desde que era una niña, desde mis 11 años aproximadamente y el retirarme de mi trabajo a los 16 años me ayudó tanto ya que el estrés desencadena este tipo de enfermedades cerebrales”, escribió en Instagram la actriz.

(Foto: Instagram @allisson.gtz)

Agregó que estos padecimientos se manifestaban con distintos síntomas, como falta de aire, pensamientos desorganizados, sueño excesivo, migraña, dolor en el cuerpo y falta de motivación para convivir con las personas que más quiere. 

“En ese momento era horrible porque no sabía lo que tenía, no era común en alguien tan joven”, destacó.

Cabe recordar que la actriz se retiró del medio artístico cuando estaba en un momento de mucho éxito, sin embargo, eso fue lo que le ayudó a mejorar su salud mental y a poder seguir el tratamiento médico que ya lleva varios años tomando.

Allisson Lozz dijo que tiene recaídas prácticamente cada mes, aunque nada que la haga sentir como antes, excepto el episodio más reciente que tuvo, donde asegura que tuvo una fuerte recaída.

“Mi vida es muy feliz, creo que cada vez más feliz, pero el cerebro nos puede mover la jugada de una manera que no podemos controlar”, mencionó la actriz.

“Me volvió la ansiedad justo en el momento que menos debería. Tenía mucho sin que me visitara y no recordaba lo duro que es”, agregó.

Lozz también pidió a sus seguidores que, si al igual que ella sufren depresión o ansiedad, ya sea clínica, postraumática o estacional, siempre recuerden que no están solos, que muchos luchan contra ello. “Solo atiéndete y cuida tu entorno”, dijo.

¿Qué son la depresión clínica y la ansiedad?  

Mayo Clinic define a la depresión clínica como la forma más grave de depresión, que también suele llamarse “depresión mayor” o “trastorno depresivo mayor”.

Este tipo de depresión puede tener síntomas graves, como:

  • Arrebatos de enojo, irritabilidad o frustración
  • Sentimientos de tristeza, vacío y desesperanza
  • Ganas de llorar constantes 
  • Pérdida de interés en actividades que antes eran placenteras, como deportes, pasatiempos y relaciones íntimas
  • Falta de apetito y pérdida de peso 
  • Antojos de comida y aumento de peso
  • Problemas para dormir o necesidad de dormir demasiado
  • Dificultad para concentrarse y recordar cosas 
  • Dolores de espalda o cabeza sin causa aparente 
  • Pensamientos sobre la muerte 
  • Inquietud, nerviosismo o inquietud 

La mencionada entidad de salud detalla que los síntomas de la depresión clínica pueden ser tan intensos, que causan problemas para relacionarse con los demás o al hacer actividades cotidianas como estudiar, trabajar o ir a reuniones sociales. 

(Foto: pexels) 

Por su parte, la Clínica Universidad de Navarra menciona que la ansiedad es una emoción normal que se experimenta en situaciones donde podemos sentirnos amenazados por un peligro externo o interno.

Sin embargo, cuando esta emoción es desproporcionada y dura mucho, se habla de un trastorno de ansiedad

La ansiedad se puede presentar con palpitaciones, sensación de ahogo, inestabilidad, temblores o incluso miedo a morirse.

No se conoce la causa de la ansiedad, pero se sabe que influyen factores como la genética, la biología y química del cerebro, los altos niveles de estrés y el entorno.

También se ha visto que ciertos rasgos de personalidad como ser tímido o retraído, eventos traumáticos de la infancia o afecciones como problemas de tiroides, pueden contribuir a la ansiedad

¿Cómo se controlan la depresión clínica y ansiedad?   

Cualquier persona puede padecer depresión clínica y ansiedad, ya que afecta a cualquier edad, incluso a niños.

La mejor forma de tratar la depresión clínica es con asesoramiento psicológico, medicamentos antidepresivos o una combinación de ambos.

 Por su parte, la ansiedad se puede manejar con terapia cognitiva conductual o la toma de medicamentos, como los antidepresivos, pero siempre deben ser recomendados por el médico.

(Con información de Mayo Clinic, MedlinePlus, NIH)

Trivia