Los filtros en las fotos pueden hacer más que solo embellecer nuestros rostros o darnos un aspecto chistoso y voces graciosas. En algunas personas pueden repercutir en la salud mental y provocar un trastorno psicológico denominado "Síndrome del Patito Feo".

¿Se trata de un tipo de dismorfia corporal? ¿A qué se le conoce como Síndrome del Patito Feo?

Foto: needpix.com

¿Qué es el Síndrome del Patito Feo?

El Síndrome del Patito Feo ha sido descrito en estudiantes universitarios o graduados y se refiere a la situación en la que la víctima se ve completamente natural y tranquila en el exterior, pero por dentro está intentando cumplir con las exigencias de su vida.

A menudo, el Síndrome del Patito Feo indica que el afectado tiene depresión clínica, ansiedad o algún otro trastorno mental. La mente hace que la persona afectada tenga una imagen negativa de sí misma y es muy difícil reconocerlo.

¿Conoces a alguien que parezca tranquila pero constantemente diga que está sufriendo por dentro? ¿Eres el del problema? Considera hacer estas preguntas para saber si tienes el Síndrome del Patito Feo:

  • ¿Tienes problemas para aceptar un cumplido?: si las palabras que te dicen las recibes con una sonrisa, pero en el fondo te autocriticas o empiezas a pensar en silencio la razón por la que te dieron el cumplido, puedes tener Síndrome del Patito Feo.
  • ¿Evitas contacto con las personas que consideras más atractivas que tú?: Esto puede ser pena o Síndrome del Patito Feo.

¿Valoras la belleza interior más que la vista en el exterior?: Un indicador del Síndrome del Patito Feo es buscar lo mismo en otras personas. El que lo tiene no se fija en lo superficial, pues siente que no tienes o tenías otra opción.

  • ¿Prefieres ser introvertido a convivir con los demás?: Apreciar la privacidad también puede demostrar que se tiene Síndrome del Patito Feo. Aunque es probable que la persona tenga más desarrolladas sus habilidades sociales de lo que piensa.
  • ¿Aspiras a ser "bonito"?: El no darte crédito e intentar mejorar tu imagen hasta dar la sensación de que lo estás forzando también es otra señal del Síndrome del Patito Feo. Recuerda que el poder de la mente es muy fuerte y que a medida de que te sientas suficiente, proyectarás dichos pensamientos. 

(Con información de bmc.org, Medicinenet.com, Elite Daily, researchgate.net)