Cookies
Este sitio web utiliza cookies para garantizar una mejor experiencia. Aviso de privacidad
Vida sana
Pareja & sexo
Soy mamá
Familia
Especialidades
Herramientas


© 2022 Todos los derechos reservados. Grupo La Silla Rota. PUBLICACIONES COMUNITARIAS S.A. de C.V.

Controlar las emociones sería clave para mejorar la salud cardíaca

Se vio una reducción de factores de riesgo en los participantes que acudieron a un programa personalizado libre de prejuicios.

ADRIÁN AGUIRREJun 19, 2021 
Tiempo de lectura: 4 mins.
foto en portada: pixabay

Lo + leído

Saber controlar las emociones y recibir ayuda psicológica y emocional podría ayudar a mejorar la salud del corazón, revela un artículo reciente sobre salud cardíaca publicado por la European Society of Cardiology (ESC).

De acuerdo con especialistas, las personas con obesidad que fueron a un programa personalizado de ayuda para mejorar su estilo de vida en donde no hubiera prejuicios por su peso mejoraron su salud mental y cardiovascular durante únicamente 10 semanas. ¿Tienen que ver las emociones con la salud de nuestro corazón? Esto es lo que dicen los expertos.

Puedes leer: Trasplantan corazones de muertos por covid sin contagio a receptores

Salud cardíaca: centrarse en las emociones sería clave para el cuidado del corazón

Primero que nada, es importante que sepas que las emociones sí pueden repercutir en la salud cardíaca. La colaboradora del blog de la Escuela de Medicina de Harvard, Srini Pillay, menciona que las emociones pueden tener un impacto negativo si se tienen padecimientos cardíacos o no existen dichas afecciones.

Pillay detalla que cuando el corazón ya es vulnerable, puede verse privado de oxígeno y las emociones tienen mucho que ver en el empeoramiento de los signos.

“Cualquier emoción fuerte, como el enojo, puede provocar ritmos cardíacos irregulares graves y fatales. La depresión también incrementa el riesgo de que se dé un evento dañino relacionado con el corazón”, advierte la especialista.

Ahora, se sabe que la obesidad es uno de los factores de riesgo para una mala salud cardíaca y que muchas veces estas personas sufren depresión debido a la forma en la que se ven y las opiniones de otras personas, por lo que el manejo de emociones podría salvar su vida.

En su comunicado, la European Society of Cardiology (ESC) resalta que las personas con obesidad que asistieron a un programa personalizado de ayuda para mejorar su estilo de vida sin prejuicios no solo perdieron peso, sino que también vieron beneficios en sus niveles de ansiedad, depresión y mediciones físicas, que incluyen la presión arterial.

También te puede interesar: Nadie vuelve a ser el mismo tras un paro cardíaco

¿Qué hicieron para mejorar su salud cardíaca? Para beneficiar su corazón, las personas que participaron en el estudio fueron a una sesión de 2.5 horas semanales durante 8 semanas. En dichas sesiones, la primera media hora fue para ver el establecimiento personal de objetivos. En los siguientes 60 minutos tuvieron una clase de ejercicio que fue dirigida por un fisioterapeuta. Se procedió a tener una plática de promoción de la salud de 1 hora sobre diversos temas como el tamaño de las proporciones, la alimentación saludable, técnicas de manejo de estrés, hambre emocional vs física, cómo leer las etiquetas de los alimentos, la importancia de realizar una actividad física y la planeación de cambios.

Se vio una reducción en el peso corporal, los puntajes de ansiedad y depresión, el nivel de colesterol y en la presión arterial. Los métodos también fueron bien aceptados, pues la ESC señala que casi 8 de cada 10 personas terminaron el programa de salud cardíaca.

“Nos enfocamos en cambiar los comportamientos y mejorar la relación de las personas con la comida que ingieren. Muchos le temen a lo que pueden comer y aquí no excluimos alimentos. Cada paciente estableció sus propias metas, las cuales fueron revisadas semana tras semana y el enfoque utilizado fue libre de prejuicios, lo que generó confianza y una buena relación”, concluyó la dietista cardíaca y de control de peso del Croi Heart and Stroke Center en Galway, Irlanda, Aisling Harris.

Valora este artículo

¿Quieres hacer una corrección? Envia tu corrección

Lo + leído

Últimas noticias

El editor recomienda