El cuerpo es un sistema complejo que solo funciona correctamente cuando todas las partes que lo integran lo hacen.

A veces nos centramos en cuidar en una sola parte de nuestro cuerpo y descuidamos otras. Por ejemplo, el cuidado de la piel se puso de moda y ahora forma una parte importante de la rutina de muchas personas. 

El cerebro también es un órgano importante que necesita cuidados. Te platicamos cuáles son los 7 peores hábitos que dañan tu cerebro

7 cosas que haces diariamente y que dañan tu cerebro sin que te des cuenta

El propósito de cuidar tu cerebro es desacelerar el envejecimiento y prevenir el riesgo de enfermedades neurológicas como la demencia o el Alzheimer. Pero también cuidar que cuando se alcance una edad avanzadas, se mantengan las habilidades cognitivas de dicho órgano. 

(Foto: Especial)

Los actuales hábitos que mucha gente lleva contribuyen a que las funciones cognitivas del cerebro se deterioren con mayor rapidez. La mala memoria es una señal de ello. Estas son 7 cosas que haces y que dañan a tu cerebro sin darte cuenta. 

1. No haces ejercicio

No hacer ejercicio o tener suficiente actividad física puede acelerar el deterioro cognitivo.  Esto puede ser porque se relaciona la inactividad física con el daño vascular, la inflamación, el estrés oxidativo y neurodegeneración.

2. Pasas todo el día sentado

Esta inactividad puede contribuir a los cambios cerebrales asociados con el empeoramiento de la memoria. Lo ideal es que comiences a hacer ejercicio, pero incluso romper el ciclo de estar sentado y pararte aunque sea 5 minutos por cada hora que pases en reposo, puede ayudar a tu cerebro. 

3. Consumes alimentos ultraprocesados

La peor dieta para tu corazón es también la peor dieta para tu cerebro. El exceso de azúcar y grasas es dañino. Un estudio sobre el Alzheimer encontró que las personas que tomaban más de una bebida azucarada al día tenían un menor volumen cerebral y puntuaban menos en las pruebas de memoria. 

4. Pasas mucho tiempo en soledad

La soledad se ha asociado con el deterioro cognitivo, mientras que estar comprometido también ayuda a encontrar un propósito y un sentido a la vida, lo que las investigaciones han relacionado con el mantenimiento de la salud cognitiva y un menor riesgo de demencia.

(Foto: Especial)

5. No checas tu presión arterial con frecuencia

Tener niveles anormales de presión arterial puede afectar la salud del corazón, lo cual incide directamente en la salud del cerebro.  Una presión arterial alta produce daño vascular, genera estrés oxidativo e inflamación, que son factores de riesgo para la demencia. 

6. No duermes lo suficiente

Dormir mal y dormir poco tiempo provocan efectos instantáneos en el cerebro. Al día siguiente de una mala noche de sueño, vas a experimentar niebla mental y a la larga, vas a experimentar deterioro de la función mental. 

 

SIGUE LEYENDO:

(Con información de The Healthy)