En México, casi el 43% de los adolescentes de 12 a 19 años vive con sobrepeso u obesidad. Ellos no solo se enfrentan a problemas de salud físicos derivados de su condición, sino también a problemas de salud mental por estigmas de la sociedad.

La mayoría de los adolescentes que padecen sobrepeso y obesidad lidian con su enfermedad solos. La mayoría recurre a las redes sociales para buscar formas de lidiar con su enfermedad, en vez de recibir atención médica, de acuerdo con un estudio de Action Teens presentado en la conferencia internacional Obesity Week en San Diego (California).

Adolescentes consultan más Youtube que a doctores para lidiar con su obesidad 

El 62% de los adolescentes utiliza las redes sociales para obtener información sobre cómo perder peso, al mismo tiempo que los padres no saben qué acciones tomar al respecto. Los hombres utilizan Youtube como su fuente de información principal, mientras que las mujeres utilizan las redes sociales en general para buscar información.

(Foto: Especial)

De la misma manera, 1 de cada 5 médicos que atienden adolescentes con obesidad no se sienten cómodos cuando hablan de sobrepeso con sus pacientes. 

Alrededor de el 18% de 2,400 médicos encuestados en 10 países, entre ellos México, dijeron no sentirse cómodos hablando sobre obesidad con sus pacientes con sobrepeso. El 31% de los adolescentes dijeron sentirse cómodos para hablar sobre su sobrepeso con su doctor. 

Adolescentes con obesidad tienen un riesgo de muerte temprana tres veces mayor en la edad adulta 

Lo anterior es un reto para la atención médica, ya que la incomodidad de discutir la enfermedad con el paciente, llevaría a menos diagnósticos y menos consultas de seguimiento, de acuerdo con el investigador mexicano Ricardo Reynoso, coautor del estudio.

Por su parte, la doctora Nayely Garibay dijo que los adolescentes con obesidad enfrentan un riesgo de muerte temprana tres veces mayor en la edad adulta que quienes no la tienen. Sin embargo, la mayoría de los adolescentes no reciben el apoyo que necesitan ni de parte de su familia ni de sus doctores.

Es una contradicción que la mayoría confíe en las redes sociales para orientarse sobre el control del peso, en lugar de sentirse confiados para hablar con sus padres o un médico sobre el tema”

Padres esperan que hijos den el "estirón" para superar la obesidad 

El estudio también encontró que hay una diferencia de género en cuanto a la preocupación sobre la obesidad. Los hombres adolescentes tienen un grado de preocupación significativamente menor. Menos del 32% se preocupa mucho por tener obesidad mientras que el 39% considera que su salud es excelente o muy buena.

Las mujeres adolescentes, por su parte, son las que más se preocupan por su obesidad y salud física. Lo mismo sucede con la familia, pues los padres de adolescentes varones se preocupan menos por el peso de sus hijos en comparación con los padres de adolescentes mujeres.

La obesidad sigue siendo un tabú y es un tema con mucho desconocimiento a su alrededor. En ambos géneros, casi la mitad de los padres encuestados esperan que su hijo simplemente supere la obesidad con el crecimiento, que dé el “estirón”, a pesar de que está médicamente probado que 4 de cada 5 niños con obesidad seguirán viviendo con esta condición cuando sean adultos.

(Foto: Especial)

El 80% de adolescentes con obesidad ya tienen una enfermedad adicional 

El estudio, realizado con ayuda de Novo Nordisk, tiene la intención de crear conciencia sobre la obesidad en la población mexicana, pero especialmente en adolescentes, quienes no cuentan con el apoyo suficiente para superar la enfermedad.

El estudio muestra que el 80% de los adolescentes que viven con obesidad y son atendidos por un profesional de la salud, ya tienen al menos una enfermedad adicional, como resultado directo de vivir con obesidad, y uno de cada cuatro tiene prediabetes o diabetes.

“Mientras más ignoremos la obesidad en los niños, mayor será la probabilidad de que la próxima generación desarrolle otras enfermedades y condiciones de salud que alteran la vida, incluida la diabetes tipo 2 y las enfermedades cardiovasculares”, dijo el Dr. Mike Vivas, director médico de Novo Nordisk México.

SIGUE LEYENDO: