Un nuevo estudio sobre el uso de ivermectina para covid revela que dicho medicamento no es eficaz previniendo la enfermedad grave causada por el coronavirus. En palabras de los autores, el fármaco no reduce el riesgo de desarrollar un padecimiento severo en comparación con el tratamiento estándar por su cuenta.

La investigación fue publicada el 18 de febrero en el journal JAMA Network, pero… ¿Por qué lo dicen?, ¿Cómo llegaron a esta conclusión? Esto es lo que informan los especialistas.

Ivermectina para covid: ¿una medicina no recomendada?

Para llegar a esta conclusión sobre la ivermectina para covid, los expertos realizaron un ensayo clínico aleatorizado abierto de personas infectadas con alto riesgo en Malasia. Los pacientes recibieron un ciclo de 5 días de ivermectina oral durante la primera semana del padecimiento y el resultado no fue el esperado.

Los investigadores mencionan que esta periodicidad no redujo el riesgo de que desarrollaran una enfermedad grave en comparación con el tratamiento estándar solo y que los hallazgos de su estudio no respaldan el uso de ivermectina para covid.

https://www.sumedico.com/trivias/cuales-son-las-peores-pandemias-de-la-historia/340711

“El resultado primario fue la proporción de personas que progresaron a un padecimiento grave, que fue definido como la etapa hipóxica en la que se necesita oxígeno suplementario para mantener la saturación de la oximetría de pulso del 95% o más. Los hallazgos secundarios del ensayo incluyeron las tasas de ingreso a la unidad de cuidados intensivos, eventos adversos, ventilación mecánica y mortalidad hospitalaria a los 28 días”, indican los especialistas en el artículo original.

Para aprender más de...La relación entre el covid-19 y la diabetes

Además de las secuelas físicas y mentales que deja la infección por coronavirus en el organismo de las personas contagiadas, expertos en materia de salud, específicamente del campo de la diabetes, anticipan un aumento importante en los casos de diabetes tipo 1 y tipo 2 relacionados directamente con el covid-19. Estas son las razones:
Ola de diabetes:
Andrew Boulton, el presidente de la Federación Internacional de Diabetes, señala que se estima el diagnóstico de 200,000 nuevos casos de diabetes para finales del 2022 como resultado directo de la pandemia actual. Se plantean tres principales razones.
Visitas al doctor:
Uno de los principales factores es que a causa del confinamiento muchas personas no han realizado exámenes de detección oportuna de la diabetes por lo que hay muchos casos de la enfermedad sin diagnosticar. Lo anterior resulta peligroso pues la prevención y el tratamiento temprano es esencial para evitar las complicaciones de la diabetes.
Aumento de peso:
La diabetes tipo 2 es consecuencia directa del sobrepeso y la obesidad, condiciones que también han aumentado a causa del confinamiento. Muchas personas subieron de peso por factores relacionados a la pandemia como el estrés, la ansiedad, la depresión, el encierro y el cierre de instalaciones para realizar actividad física.
La infección por covid:
Estudios recientes han encontrado que el covid-19 puede provocar diabetes. Se ha encontrado que el SARS-CoV-2 se aloja e infecta las células beta, que se encuentran en el páncreas y son las responsables de la secreción de insulina. Este fenómeno provoca la muerte de dichas células en algunos casos, y en otros la reducción de la producción de insulina, lo que provoca diabetes tipo 1.

De 490 personas incluidas en el análisis primario, 52 de 241 en el grupo de ivermectina y 43 de 249 en el grupo de control progresaron a un padecimiento grave. Para todos los resultados secundarios preespecificados, no existieron diferencias de relevancia entre los grupos. Se produjo ventilación mecánica en 4 frente a 10, ingreso en la unidad de cuidados intensivos en 6 frente a 8, y muerte dentro del hospital a los 28 días en 3 frente a 10, detallan los expertos.

El evento adverso que más se informó fue la diarrea: 14 en el grupo receptor de ivermectina y 4 en el grupo de control.

“Recibir tratamiento con ivermectina para covid durante las primeras etapas de la enfermedad no evitó la progresión a una afección grave”, concluyeron.