No hemos llegado al final de la pandemia por covid-19 mientras exista la posibilidad de nuevas variantes de preocupación, advirtió el jefe de científicos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Soumya Swaminathan.

"Hemos visto que el virus evoluciona, muta... así que sabemos que habrá más variantes, más variantes preocupantes, por lo que no hemos llegado al final de la pandemia", dijo Swaminathan.

Por nuevas variantes y no vacunados, el fin de la pandemia no está cerca

Swaminathan dijo que entre 11,000 y 12,000 personas siguen muriendo cada día en el mundo a causa de covid-19, en su mayoría personas no vacunadas. Por ello, se debe reafirmar el compromiso de aumentar la fabricación y distribución equitativa de vacunas a todos los países del mundo. 

Hay muchos países occidentales que tienen a la mayoría de su población vacunada con pautas completas y refuerzos, incluso ya hay menores de edad que portan el inmunizante, y quienes no se han vacunado hasta este momento, quizá nunca lo hagan. 

Mientras tanto países en África, Asia, Latinoamérica y el Caribe, luchan por obtener los fármacos suficientes para vacunar a su población. Por ejemplo, solo 1 de cada 4 trabajadores sanitarios están vacunados en África.

(Foto: Unsplash)

Países castigan por no vacunarse mientras otros apenas y tienen con qué vacunar

La inequidad en el acceso a las vacunas y la acaparación de las mismas por los países poderosos es clara; sin embargo, el coronavirus es una enfermedad mundial que enfrentamos juntos, si un país va mal, los otros le seguirán. Ningún país puede protegerse del coronavirus por completo hasta que no se proteja el mundo entero porque siempre habrá riesgo de propagación.

En ese sentido fueron los comentarios de científico de la OMS que coincidió con las declaraciones del ex primer ministro británico Gordon Brown el miércoles, en las que afirmaba que la desigualdad en las vacunas era un "fracaso monumental de la política internacional" y advertía de que "la historia no será amable" con los líderes occidentales por acaparar vacunas.

"Un pequeño número de países ha monopolizado la compra y, por tanto, controla el suministro de la gran mayoría de las vacunas", dijo Brown. "Eso significa que algunos de estos países han estado acaparando las vacunas, almacenándolas al menos, y luego llegan a una posición en la que se están agotando y han pasado la fecha de caducidad y deben destruirlas.”

(Foto: Unsplash)

La ironía de la vacunación

Estados Unidos y Reino Unido son dos potencias mundiales que se encuentran a punto de vacunar a sus respectivas poblaciones infantiles. Sin embargo, la OMS ha dicho que se debe priorizar la inmunización a personas vulnerables así como la inoculación de por lo menos el 70% de los adultos en el mundo. Una vez logrado ese objetivo, tiene sentido comenzar a inyectar a adolescentes y niños.

También ocurre que en países europeos y norteamericanos, hay personas que optan por no vacunarse, por lo que los gobiernos almacenan dosis de vacunas a la espera de un cambio de mentalidad hasta que un día, los fármacos pierden su vida útil y deben ser destruidos. 

Un panorama opuesto a eso es el que plantea la OMS en el que una gran cantidad de países africanos y asiáticos apenas y tienen personas inoculadas. El acceso a las vacunas en países con bajos recursos se ha vuelto un reto a superar en dos años de pandemia; y uno que a veces se debe superar sin ayuda de otros.

Hasta el momento, los países con mayores de tasas de vacunación con la pauta completa son

  • Emiratos Árabes: 100%
  • Portugal: 90%
  • Malta: 88%
  • Brunéi: 87%
  • Chile: 87%
  • China: 86%
  • Cuba: 86%

Los países con menores tasas de vacunación con el esquema completo son:

  • Burundi 0,06%
  • República Democrática del Congo 0,24%
  • Haití 0,82%
  • Etiopía 1.9%
  • Camerún  2.5%
  • Burkina Faso 3%
  • Madagascar 3.3%

Sigue leyendo: 

Con información de: The Guardian y Datos Macro