Un accidente cerebrovascular se presenta cuando el flujo de sangre hacia una parte del cerebro se detiene de manera repentina. Esta condición representa una de las causas más frecuentes de discapacidad en los adultos de Estados Unidos y de acuerdo con el Hospital General de Massachusetts, se presenta uno cada 45 segundos.

¿Se puede prevenir el accidente cerebrovascular? ¿Qué podemos hacer contra un padecimiento que desestabiliza la calidad de vida de la gente? Esto es lo que explica la institución de salud estadounidense.

Accidente cerebrovascular: dime cómo llevas tu vida y te diré si tienes riesgo

El Hospital General de Massachusetts indica que el 75% de los casos de accidente cerebrovascular tienen una causa subyacente que es altamente tratable y el estilo de vida tiene mucho que ver.

Si tienes presión arterial alta, diabetes, colesterol alto, tabaquismo y/o consumo excesivo de bebidas alcohólicas, entonces puedes dar por sentado que padeces un factor de riesgo de accidente cerebrovascular, además de otras enfermedades.

Esto no quiere decir que todas las personas con esta conducta desarrollarán accidente cerebrovascular, pero son los factores de riesgo más comunes del padecimiento y saberlo es ganancia.

La Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos apunta que también existen factores de riesgo de accidente cerebrovascular que no pueden ser modificados por la persona, como:

  • sexo
  • edad
  • raza y genes
  • padecimientos como el cáncer, artritis (algunos tipos), enfermedad renal crónica y padecimientos autoinmunes
  • zonas débiles en la pared arterial o arterias y venas anormales
  • embarazo

7 cosas que puedes hacer para prevenir un accidente cerebrovascular:

La American Heart Association indica que hay siete estrategias que puedes tomar para prevenir un accidente cerebrovascular:

  1. Comer mejor
  2. Perder peso
  3. Deja de fumar
  4. Manejar la presión arterial
  5. Controlar el colesterol
  6. Reducir el azúcar en la sangre
  7. Mantente activo

“Mi sugerencia para las mujeres es que conozcan los síntomas del accidente cerebrovascular y sean proactivas buscando la atención de emergencia que se merecen. Cuídense para poder proteger a los demás. Y muévanse RÁPIDO”, indica la Jefa de la División de Accidentes Cerebrovasculares del Hospital General de Massachusetts, Natalia Rost.