Para los godínez, esa subespecie del género humano que existe de lunes a viernes de 9 a 5 de la tarde, una posición vertical es casi imposible de lograr. 

La evolución de esta subespecie los obliga a permanecer en una posición de 90° de grados una eternidad, que en conversión de horas laborales a la hora estándar de México, son 8 horas. 

Lo suficiente para que hasta los godínez con poca experiencia laboral o sin contrato fijo padezcan problemas de salud

La enfermedad del godín: así afecta a tu salud pasar mucho tiempo sentado 

Hablando en modo serio, la realidad es que las exigencias actuales de la cultura laboral tienen graves implicaciones en la salud de los empleados y estas son de todo tipo, mentales y físicas. 

(Foto: Especial)

De las mentales, el estrés crónico es la secuela más escuchada y de las implicaciones físicas, el culpable es una acción tan sencilla y cotidiana que muchas veces pasa desapercibido el grave daño a la salud que conlleva: estar sentado

Pero los oficinistas no son los únicos afectados por estas secuelas laborales, prácticamente la gran mayoría de la población pasa el día sentado ya sea frente a un monitor o un pizarrón, el ritmo de la vida moderna equivale a una parálisis autoimpuesta de mínimo 8 horas. 

Ir al gimnasio no es sufciciente

Ni siquiera las personas que realizan ejercicio por lo menos 30 minutos al día pueden etiquetarse como “físicamente activas”. Los científicos llaman a estas personas active couch potato, indica un artículo del Washington Post.

Una frase en inglés que se puede traducir como una persona que realiza actividad física pero no la suficiente para tener un estilo de vida activo y saludable y por lo tanto continúa en riesgo de enfermedades crónicas y metabólicas. 

¿Cómo saber si eres un active couch potato? Sencillo. Si haces por lo menos 30 minutos de ejercicio al día pero aún así pasas de 10 a 11 horas sentado, también estás en riesgo. Y ni se diga de los couch potato, aquellas personas que no realizan ninguna actividad física más que la de pararse y sentarse de la silla.

(Gif: Canva)

La enfermedad de asiento 

Pasar la mayor parte de tu día sentado es sinónimo de una vida sedentaria. Y esa simple actividad que hacemos de forma automatizada quizás es responsable de una gran parte de tus problemas de salud, seas consciente de ellos o no. 

La Clínica Mayo indica que estar sentado implica que una persona realiza muy poca actividad física y gasta mucha menos energía. Esto conduce inevitablemente a un padecimiento llamado síndrome metabólico, que es un conjunto de condiciones médicas como:

  • obesidad
  • sobrepeso
  • hipertensión arterial
  • hiperglucemia o diabetes
  • hipercolesterolemia (niveles elevados de colesterol LDL)

El síndrome metabólico a su vez aumenta el riesgo de muerte por enfermedades cardiovasculares o cáncer.

(Foto: Canva)

8 consecuencias a la salud de pasar sentado mucho tiempo

Estar sentado todo el día realmente afecta a todo tu cuerpo y las consecuencias van más allá de la obesidad. Esto es lo que le pasa a tu cuerpo cuando pasas demasiado tiempo sentado, de acuerdo con el medio Healthline. 

  1. Piernas y glúteos débiles: Al estar sentado la mayor parte del día, dejas de usar tus músculos inferiores, los cuales cumplen la función de darte equilibrio y fuerza para moverte como quieras sin lesionarte.
  2. Ganancia de peso: Mover el cuerpo genera que los músculos liberen moléculas como la lipoproteína lipasa, la cual ayuda a procesar la grasa y la glucosa cuando comes. Estar sentado provoca el síndrome metabólico. 
  3. Caderas rígidas y espalda dañada: Estar sentado acorta los flexores de la caderas y la postura sentada puede dañar la espalda, sobre todo si se adopta una mala postura o no se utiliza una silla ergonómica. Esa mala postura puede comprimir los discos de la columna y provocar degeneración prematura, lo cual causa dolor crónico. 
  4. Ansiedad y depresión: Las personas que pasan más tiempo sentadas tienen un mayor riesgo de ansiedad y depresión y esto se debe a que la salud mental está estrechamente relacionada con la actividad física. 
  5. Cáncer, diabetes y enfermedades cardíacas: Llevar una vida sedentaria y pasar la mayor parte del día sentado incrementa el riesgo de distintos tipos de cáncer, enfermedades cardiovasculares y diabetes. 
  6. Venas varicosas: Estar sentado mucho tiempo puede hacer que la sangre se acumule en las piernas. Esto puede provocar varices, las cuales pueden causar coágulos sanguíneos.
  7. Trombosis venosa profunda:  La trombosis venosa profunda es un tipo de coágulo sanguíneo más frecuente en las piernas. Cuando parte de este coágulo se desprende, puede cortar el flujo de sangre a otras partes del cuerpo y causar daños serios y permanentes. 
  8. Rigidez en el cuello y los hombros: Estar sentado mucho tiempo causa rigidez en el cuello y los hombros. 

(Foto: Especial)

La solución ¿renunciar? 

No, definitivamente la solución no es renunciar. El trabajo es un eje primordial en nuestras vidas. Más bien lo que debes hacer es tratar de moverte más durante el día o acortar los periodos que pasas sentado. 

Si bien hacer 30 minutos o 1 hora de ejercicio diario es algo bueno, no es suficiente para compensar las 10 horas que pasas sentado. 

Por eso, aunado a lo anterior,  lo mejor que puedes hacer es pararte a caminar, subir y bajar escaleras y cualquier actividad física que interrumpa la postura sentada. 

Indicaciones todavía más específicas las dio un estudio reciente publicado en la revista especializada Medicine & Science in Sport & Exercise

El estudió concluyó que en combinación con el ejercicio, la mejor arma para librar la maldición de los godínez es una caminata ligera de 5 minutos cada media hora. 

Para aprender más de...¿Cómo saber si me baño bien?

1- ¿Sabes cómo bañarte?
Puede parecer una pregunta fácil y que no se pregunta mucho, pero la realidad es que todos hemos cometido aunque sea una vez uno de los siguientes errores al bañarse. Aunque parezca algo instintivo, bañarse tiene su chiste y hacerlo mal, podría lastimar tu cuerpo. Estos son 5 errores que haces al bañarte.
2- Tus duchas son largas y calientes
Aunque haga mucho frío, tomar baños largos y con agua muy caliente no es la mejor idea. Hacerlo de este modo provoca que se eliminen los aceites naturales de tu piel que se encargan de resguardar el agua para mantenerla hidratada. Es decir, bañarte con agua muy caliente te reseca la piel y el cabello, según The Healthy.
3- Te restriegas el cuerpo con tu esponja
Este es uno de los errores más comunes al bañarse: pensar que si nos tallamos el cuerpo con fuerza vamos a eliminar todas las bacterias y suciedad. En realidad, lo que estamos haciendo es removiendo la barrera natural de la piel. Otro error es usar la misma esponja por mucho tiempo, ya que puede haber una acumulación de bacterias, según The Healthy.
4- Tallarse el cabello con las uñas
De nuevo, somos muy rudos con nuestro cuerpo. Tallarse el cuero cabelludo con las uñas es lo peor que puedes hacer, es como si te rasguñaras a propósito. En cambio, utiliza la yema de tus dedos para masajear tu cabeza y remover la suciedad. Tampoco es recomendable lavarse el pelo a diario, basta con hacerlo 3 veces a la semana, según WebMD.
5- Usas el jabón equivocado
Muchas personas utilizan jabón antibacterial para bañarse, sin embargo, esto es un error, ya que usarlo mata las bacterias malas y las buenas. Además, jabones tan fuertes como los antibacterial pueden irritar la piel y resecarla. Se recomienda utilizar jabones suaves e hidratantes, según WebMD.
6- No lavas tu toalla con frecuencia
¿Cada cuánto lavas tu toalla? Una toalla sucia es el ambiente perfecto para el crecimiento de hongos, bacterias y virus y provocar hongos en los pies, pie de atleta, verrugas y picazón. Se recomienda lavarlas una vez cada semana o cada 15 día y siempre colgarlas al aire libre después de su uso, dice WebMD.

(Con información de Mayo Clinic, Washington Post, Healthline, Science Alert)