Investigadores de la Charité- Universitätsmedizin de Berlín en Alemania encontraron cuál fue el orígen de la variante ómicron del coronavirus, que hasta ahora es la más poderosa que ha existido y que, a un año de su aparición, sigue causando olas. 

El estudio fue publicado en la revista Science y logró demostrar los eventos que precedieron a la expansión de la variante BA.1 y sus “hijas”. La investigación sugirió que ómicron surgió gradualmente a lo largo de varios meses en África. 

Contrario a lo que se pensaba, ómicron no surgió de la noche a la mañana, sino que ya llevaba varios meses circulando en África antes de causar el brote que finalmente llevó a la primera ola. 

¿Cuál es el origen de Ómicron? Esto dijo un estudio 

La primera vez que se descubrió la variante ómicron fue hace un año, en noviembre del 2021. Inmediatamente llamó la atención de los investigadores, dado que se descubrió que difería del genoma del virus original en más de 50 mutaciones.

(Foto: Especial)

Se descubrió por primera vez en un paciente de Sudáfrica y hasta el momento se siguen discutiendo las implicaciones que llevaron a la variante a tener tales mutaciones. Las teorías más fuertes apuntan a que el virus pasó de un humano a un animal, donde agarró todas sus mutaciones y después pasó a un humano otra vez. 

Otra teoría dice que el virus fue huésped por varios meses en un paciente con un sistema inmune debilitado, lo que causó que pudiera mutar de tal forma. Un mes después de su “supuesta primera aparición”, ómicron ya era la variante dominante en 87 países. 

El presente estudio tuvo como punto de partida el desarrollo de una prueba especial de PCR para detectar la variante BA.1 de ómicron. Después se analizaron más de 13 mil muestras respiratorias de pacientes con covid-19  que se habían tomado en 22 países africanos entre mediados de 2021 y principios de 2022. 

(Foto: Especial)

El equipo de investigación encontró virus con mutaciones específicas de ómicron en 25 personas de seis países diferentes que contrajeron covid-19 en agosto y septiembre, es decir, dos meses antes de que la variante fuera detectada por primera vez en Sudáfrica. 

También se secuenciaron el genoma virtual de una 670 muestras de ómicron, lo que logró demostrar que la variante tuvo “ancestros” que interactuaron entre sí y circularon en África durante meses. Esto sugiere que ómicron evolucionó poco a poco y fue capaz de adaptarse a la inmunidad humana. 

El hecho de que ómicron haya aparecido como de la nada, realmente no es verdad, y lo que sucedió es que la falta de pruebas de diagnóstico en África fue lo que permitió pasar a la variante desapercibida por tanto tiempo. 

SIGUE LEYENDO:

(Con información de Proceso)