Una nueva droga, con efectos desastrosos para la integridad de los consumidores, está circulando en las calles de Estados Unidos.

Se trata de un sedante usado en veterinaria, de nombre xylazine, que hace que las adicciones sean más intensas y provoca tanto daño al cuerpo humano que puede haber amputaciones como resultado.

The New York Times informó que, combinada con fentanilo, sin que los consumidores sepan de esa mezcla, está provocando dolores insoportables y heridas que se van necrosando, endureciendo hasta que tienen que ser amputadas.

Tracy

El medio estadounidense cita el caso de Tracey McCann, una mujer de 39 años, quien en cuestión de semanas observó como las lesiones que eran comunes por su afición por el fentanilo, se empezaron a ser duras y hasta crujientes y negras. Se despertaba con dolores insoportables. 

Pensó acertadamente que tenía que ver con el contenido de la droga que le estaban vendiendo y cambio de vendedor. Pero cambiar de dealer no resolvió su problema, y no era la única la que lo estaba padeciendo.

La "droga zombie"

La xylazine se conoce popularmente con “tranq”, “droga tranq” o “droga zombie”, y se usa para acentuar los efectos del fentanilo, lo cual también impacta en el daño que provoca a las personas.

La Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos tiene publicado un estudio sobre esta droga y explica que es, como lo mencionamos antes, un sedante y analgésico  propio de la medicina veterinaria.

No está aprobado por la Agencia de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) para uso en humanos y hay evidencia anecdótica de que su uso está al alza.

Se evaluaron 1,409 expedientes, de los cuales derivaron un grupo de 17 artículos y 2 abstracts. Se identificó a 98 pacientes entre 1979 y 2020 en 9 países. En ese momento lo que se encontró fue una exposición no intencional de la sustancia pero también un mal uso o abuso intencional.

Los síntomas reportados entonces fueron:

  • Baja presión
  • Bradicardia
  • Mareos
  • Letargo

 La apnea con intubación y muerte se reportaron menos frecuentemente.

Si heridas no se atienden hay que amputar

En el texto del New York Times se indica que xylazine causa heridas que surgen con una parte del tejido muerto, el cual se llama eschar. Si no es sometido a tratamiento puede conducir a una amputación.

Se conoce también que la droga produce estupor durante varias horas, lo cual deja a los adictos vulnerables a violación y a robo.

Y dado que el xylazine es un sedante y no un opioide, los tratamientos para la sobredosis de fentanilo no sirven.

El diario cita que 90% de las pruebas realizadas en laboratorio dieron positivas a xylazine.

Se hace referencia a la ciudad de Filadelfia como un lugar “caliente” de droga, donde un trabajador del grupo Punto de Prevención Filadelfia, afirma que ya es demasiado tarde para “Fily” dado que el mercado está saturado.

“Si otros lugares alrededor del país tienen la opción de evitarlo, tienen que oír nuestra historia

(Con información de The New York Times y la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos)