Una experta en Reino Unido pide que se modifique el enfoque actual en la aplicación de dosis de refuerzo y que la atención vaya en otra dirección, pues la medida se encuentra en riesgo de saturación y hay personas que necesitan más las vacunas que otras. 

La que pide enfocar el esfuerzo en las primeras dosis y ya no tanto en la aplicación de dosis de refuerzo es la directora del centro de vacunas de la London School of Hygiene & Tropical Medicine, Beate Kampmann, y aquí te contamos más sobre sus declaraciones.

Aplicación de dosis de refuerzo: “está bien, pero hay gente que necesita más esas vacunas” 

Dicen que todo en exceso es malo y esto también aplicaría en la aplicación de dosis de refuerzo. En palabras de Kampmann, la atención debería estar centrada en reducir la cantidad de personas que todavía no reciben siquiera su primera dosis. 

La especialista mencionó para The Guardian que el programa de refuerzo podría ya haberse saturado y que lo mejor sería concentrarse en la aplicación de primeras dosis. 

“La probabilidad de perder la vida que tienen las personas no vacunadas es 11 veces más grande que la de las aquellas que ya están vacunadas”, comentó.  

¿Funcionan las vacunas contra el coronavirus o cuál es la razón de las dosis de refuerzo

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos señalan que el hecho de que exista la aplicación de dosis de refuerzo no quiere decir que las vacunas existentes no sirven, sino que dicha medida se da porque los especialistas pudieron ver una disminución en la protección otorgada por las inyecciones con el paso del tiempo. 

De acuerdo con los CDC, el término “esquema completo de vacunación” no incluye la dosis de refuerzo, aunque hacen énfasis en que un esquema completo de vacunación no es lo mismo que una “protección óptima”, pues una óptima protección se da cuando se pone la tercera dosis.

“No se pide que se quite la medida, solo que el esfuerzo se enfoque en los necesitados” 

Kampmann no dijo que la aplicación de dosis de refuerzo fuera mala idea, pues la intención es mantener a la gente fuera de los hospitales y que los más vulnerables tengan una mayor protección y su afección no progrese a un padecimiento más severo. 

“En ese sentido definitivamente se necesita la aplicación de dosis de refuerzo y está comprobado que la medida funciona bastante bien”, agregó Kampmann

Su recomendación es que las personas que no estén vacunadas se pongan una vacuna y los enfoques estén dirigidos ahora en proteger a las personas que por alguna razón u otra no se han puesto ninguna de las dosis.

(Con información de The Guardian)