La Organización Mundial de la Salud indicó que se está desarrollando una inyección para el padecimiento, pero por lo mientras se están usando otras vacunas para la viruela "normal".

Mediante un comunicado, la OMS informó la orientación temporal para la vacunación e inmunización y destacó que no se recomienda la aplicación de la vacuna de manera masiva contra el padecimiento.

A continuación te mencionamos los puntos clave de la actualización de la OMS.

Dentro de su comunicado sobre las orientaciones temporales, se destacan los siguientes puntos:

  • Por el momento no se requiere ni es recomendable la vacunación masiva para la viruela del mono
  • Para los contactos cercanos de los casos, se recomienda la vacunación preventiva posterior a la exposición (PEPV) con una inyección apropiada de segunda o tercera generación, idealmente dentro de los 4 días posteriores a la primera exposición para prevenir la aparición del padecimiento.
  • Se recomienda la vacunación preventiva primaria (PPV) para gente con alto riesgo de exposición, incluyendo, entre otros, varones homosexuales o bisexuales que tienen sexo con hombres u otras personas con múltiples parejas sexuales, trabajadores de la salud en riesgo, personal de laboratorio que labore con ortopoxvirus, personal clínico personal de laboratorio que lleva a cabo pruebas de diagnóstico para la viruela del mono y otros individuos que pueden estar en riesgo, de acuerdo con la política nacional.
  • Los programas de vacunación deben estar respaldados por una vigilancia estricta y el rastreo de contactos, y acompañados de una fuerte campaña de información, farmacovigilancia sólida, idealmente en el contexto de investigaciones colaborativas de efectividad de vacunas con protocolos estándar y herramientas de recopilación de datos.
  • Las decisiones sobre el uso de inyecciones contra la viruela o la viruela del mono deben basarse en una evaluación completa de riesgos y beneficios caso por caso.

Vacuna contra la viruela del mono en México: ¿la solución está en el esquema de vacunación?

La solución momentánea para la viruela del mono es la vacuna contra la viruela, aunque el problema radica en que esta vacuna dejó de aplicarse en México cuando se declaró erradicada la enfermedad en 1977, luego de que el último caso se registrara en 1952.

El problema radica en que esta vacuna dejó de aplicarse en México cuando se declaró erradicada la enfermedad en 1977

Crear una vacuna contra la viruela del mono usando las bases que se tienen de la inyección pasada es una opción posible y la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) ya tiene una en la mira que se está usando en algunas naciones: Imvanex.

Imvanex se usa para tratar la viruela y en palabras de los expertos, puede funcionar contra la viruela del mono debido al parecido entre estas dos enfermedades. También se usa en Estados Unidos, donde se conoce por otro nombre: Jynneos.

Si se administra antes de la infección, existen reportes de que la vacuna contra la viruela “normal” puede tener hasta un 85% de efectividad para detener el contagio.

Crear una vacuna contra la viruela del mono usando las bases que se tienen de la inyección pasada es una opción posible

Para aprender más de...5 cosas que debes saber sobre la viruela del mono

Una enfermedad que se manifiesta en pandemia:

El coronavirus lleva unos cuantos años con nosotros y ya no es el foco de atención. Ahora, la enfermedad que se está robando los reflectores es la viruela del mono.
1.- ¿En realidad viene de los monos?

El doctor Francisco Moreno explica que el virus de la viruela del mono fue descubierto por primera vez en 1958 y generalmente se transmite de animales como roedores (ardillas y ratones) a las personas.
2.- ¿A qué familia pertenece la viruela del mono?

El doctor Moreno señala que el virus de la viruela del mono pertenece a la familia de los poxvirux que incluye a la viruela (erradicada), molusco contagioso, viruela de la vaca (cowpox)
3.- ¿Es letal la viruela del mono?

La OMS detalla que la viruela del mono suele ser un padecimiento autolimitado con síntomas que duran de 2 a 4 semanas, aunque también pueden presentarse casos severos. Actualmente, la tasa de letalidad ha estado alrededor del 3-6%. Los CDC indican que la mayoría de las infecciones de viruela del mono duran de 2 a 4 semanas
4.- ¿Cuáles son los síntomas de la viruela del mono?

La Cleveland Clinic apunta que los signos de la viruela del mono incluyen pueden ser: escalofríos, fiebre, dolor de cabeza y muscular, dolor de espalda, glándulas inflamadas, escalofríos, fatiga

Foto: Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC)
5: ¿Qué son esas protuberancias que se les ve a los afectados por viruela del mono?

De acuerdo con la Cleveland Clinic, después de 1 a 3 días se desarrolla una erupción con bultos elevados que a menudo comienzan en la cara y luego pasan a otras partes del cuerpo.

Foto: Organización Mundial de la Salud (OMS)

La otra vacuna contra la viruela del mono en México contemplada es la vacuna contra la viruela ACAM2000, que está hecha de un virus llamado vaccinia, que es un virus de tipo "viruela" relacionado con el padecimiento pero que provoca una enfermedad más leve.

Esta vacuna no puede enfermar a las personas de viruela; la Food & Drug Administration (FDA) informa que la inyección no contiene el virus de la viruela, sino el virus vaccinia "vivo", no el virus muerto como muchas otras inyecciones.

"Se mete una aguja de acero inoxidable bifurcada (o de dos puntas) en la solución de la vacuna y se pica la piel varias veces en la parte superior del brazo con una gota de la vacuna”, explica la FDA.

El virus empieza a crecer en el lugar de la inyección y causa la formación de una infección localizada

En palabras de la administración, la aparición de una llaga roja que pica en el sitio de la inyección dentro de 3 a 4 días es una señal de que la vacunación fue exitosa.

No se cuenta con vacunas contra la viruela del mono en México

Otro problema radica en que en México no se tienen las tres vacunas disponibles para la viruela del mono:

  • Jynneos
  • ACAM2000
  • APSV Sanofi-Pasteur

Sin embargo, la Secretaría de Salud ha mencionado en repetidas ocasiones que la enfermedad no es tan letal y que no se ve que el padecimiento se vaya a expandir tan extensamente como el coronavirus.